PUBLICIDAD

Mascotas
Gastroenteritis canina
La gastroenteritis canina se manifiesta con vómitos y diarreas, y puede deberse a diversas causas como parásitos, virus, otras enfermedades, o malos hábitos alimentarios. Aprende a prevenirla y tratar sus molestias.
Escrito por Elena Romero García, Veterinaria especialista en medicina de pequeños animales

Síntomas y diagnóstico de la gastroenteritis canina

Como has podido leer en el apartado anterior, en función de la causa que provoque la gastroenteritis canina los síntomas producidos por la misma pueden variar. Pero, en términos generales, cuando nuestro perro tenga una diarrea que dure mas de dos días y que no mejora con tratamiento dietético (dándole comida de fácil digestión), es recomendable consultar con el veterinario porque puede ser necesario proporcionarle un tratamiento sintomático.

Si la diarrea es aguda pero se acompaña de síntomas como la fiebre, deshidratación o pérdida de apetito es necesario ir a la clínica veterinaria, pues se trata de síntomas preocupantes y es posible que nuestra mascota necesite tratamiento hospitalario. Hay que prestar especial atención en los cachorros y en los perros de raza pequeña como los Chihuahuas o Yorkshire miniatura, porque se deshidratan rápidamente.

Diagnóstico de la gastroenteritis en el perro

Cuando acudamos con nuestro perro al veterinario con un cuadro gastroentérico, tras un examen físico general, el especialista puede necesitar realizar alguna prueba diagnóstica que le permita conocer la causa exacta del proceso que causa vómitos y diarrea en el can. Entre ellas son de utilidad:

  • El análisis de las heces o coprológico, en busca de huevos de parásitos intestinales.
  • La bioquímica sanguínea, que le ayudaran a valorar si el hígado, el riñón y el páncreas funcionan correctamente, y el hemograma, que determinará la presencia de anemia o infección.
  • La ecografía, que permite explorar el abdomen e identificar la forma y el tamaño de cada órgano en busca de alteraciones.
  • La endoscopia y colonoscopia digestivas, que permiten observar la mucosa gastrointestinal in situ y tomar muestras para su biopsia.
  • En el caso de la torsión gástrica y los cuerpos extraños, es útil la radiografía abdominal.

Actualizado: 2 de Enero de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

3%
de los propietarios de una vivienda en alquiler admite que el inquilino tenga una mascota
'Fuente: 'Portal inmobiliario Idealista’ '

PUBLICIDAD