PUBLICIDAD

Embarazo
Retención de líquidos en el embarazo
A medida que se acerca el fin de la gestación es habitual que las embarazadas sientan pesadez e hinchazón de las extremidades debido a los edemas o retención de líquidos. Te ayudamos a sobrellevarlo mejor.
Escrito por Dra. Sofía Ortega Ricondo, Ginecóloga en Hospital Clínico San Carlos, Madrid y Clínica Amnios, Madrid.

Tratamiento de la retención de líquidos en el embarazo

Para combatir la retención de líquidos durante el embarazo se debe realizar siempre que sea posible un tratamiento preventivo, que debe intensificarse en el tercer trimestre del embarazo y en los momentos cercanos al parto, que es cuando más frecuentemente se producirán y serán además más intensos estos edemas.

Las medidas más importantes para tratar y aliviar la retención de líquidos en el embarazo serán:

  • Controlar el peso: evitar la obesidad y realizar una dieta equilibrada y sana. Se recomienda restringir el consumo de sal, que dificulta la circulación de la sangre.
  • Usar medias elásticas de compresión es una de las medidas más importantes para evitar la formación de edemas, ya que ejercen una ligera presión que favorece el retorno sanguíneo.
  • Utilizar ropa y calzado cómodo y holgado.
  • Recurrir a masajes o drenaje linfático, ya que activa el drenaje de dicho líquido por los vasos linfáticos. Además, aporta un efecto antiestresante, sedante y relajante.
  • Evitar medidas posturales como permanecer parada de pie durante un tiempo prolongado o sentarse con las piernas cruzadas. Es mejor sentarse y poner las piernas en alto.
  • Elevar las patas delanteras de la cama para favorecer el retorno venoso. Dormir del costado izquierdo también favorece el correcto flujo del corazón a las extremidades.
  • Realizar ejercicio moderado que propicie el retorno venoso, como caminar frecuentemente o realizar natación.
  • Las duchas de agua fría sobre todo en tiempo de calor pueden mejorar en gran parte la retención de líquidos. Evita los baños muy calientes o las saunas.
  • Incluir en tu dieta alimentos ricos en potasio (plátano, calabacín, espinacas, patata, piña, champiñones…), ya que ayudan a eliminar los líquidos a través de la orina.
  • No se recomienda la toma de diuréticos durante el embarazo, siendo algunos diuréticos peligrosos para el feto.

Actualizado: 7 de Agosto de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Especial informativo

 
Especial Semana a Semana
 

Embarazo semana a semana

Guía de salud de la embarazada

PUBLICIDAD

Salud en cifras

8
de cada mil niños y jóvenes sufren trastorno del espectro alcohólico fetal
'Fuente: 'Instituto de Investigación sobre Políticas de Salud Mental del Centro de Adicción y Salud Mental de Toronto, Canadá''

PUBLICIDAD