PUBLICIDAD

Salud al día
Pólipos uterinos
Los pólipos uterinos suelen ser benignos, y en ocasiones asintomáticos, pero pueden provocar sangrado anormal o infertilidad, por lo que es conveniente extirparlos si producen síntomas o hay riesgo de malignización.
Escrito por Miguel Vacas, Residente de Medicina Interna del Hospital Universitario Príncipe de Asturias

Diagnóstico de los pólipos uterinos

Además de la anamnesis (entrevista clínica realizada por el médico sobre la sintomatología del paciente) y de la exploración física de la paciente (incluyendo el examen pélvico), los procedimientos para diagnosticar los pólipos uterinos pueden incluir las siguientes pruebas:

  • Ecografía transvaginal: es la prueba de imagen de elección para la evaluación de una mujer con sangrado uterino anormal. Para realizar esta prueba, el médico introduce la sonda del ecógrafo en la vagina de la mujer para poder examinar sus órganos reproductivos. Es una prueba barata, sencilla e indolora, aunque algo molesta, y que generalmente permite establecer un diagnóstico claro. Sin embargo, en algunos casos pueden ser necesarias pruebas adicionales.
  • Histerosonografía: consiste en la realización de una ecografía después de distender la cavidad uterina con suero fisiológico o agua destilada, facilitando así la evaluación del endometrio. Resulta de gran utilidad en el diagnóstico de los pólipos endometriales, siendo más efectiva que la ecografía transvaginal. Además, permite la visualización de los anejos uterinos.
  • Histeroscopia: es el método diagnóstico de confirmación. Consiste en la introducción de una cámara microscópica a través de la vagina y el cuello del útero, con el fin de visualizar de forma directa cualquier anormalidad en la cavidad uterina. La histeroscopia permite la toma de biopsias del pólipo y, si es posible, su extirpación de forma ambulatoria.

Cuando los pólipos son muy numerosos o presentan gran tamaño, no es posible realizar estos procedimientos de forma ambulatoria, debiéndose realizar de forma hospitalaria en el quirófano.

Tras la biopsia o extirpación completa del pólipo es fundamental analizar una muestra de éste al microscopio para descartar la presencia de malignidad. Los pólipos endometriales normalmente son benignos, pero dado que un pequeño porcentaje pueden estar relacionados con la aparición de cáncer, resulta imprescindible su análisis anatomopatológico. Además, esto condicionará su manejo posterior.

Actualizado: 17 de Marzo de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Escrito por:

Miguel Vacas

Residente de Medicina Interna del Hospital Universitario Príncipe de Asturias
Miguel Vacas

PUBLICIDAD

Salud en cifras

40%
de los pacientes con alguna enfermedad reumática considera que su dolor no está controlado
'Fuente: 'Sociedad Española de Reumatología (SER)''

PUBLICIDAD