PUBLICIDAD

Bebés y niños
Manchas de nacimiento
Las manchas de nacimiento son frecuentes en los recién nacidos. No obstante, se debe consultar al dermatólogo siempre que sean motivo de preocupación para que el experto determine su origen y su posible tratamiento.
Escrito por David Saceda Corralo, Médico Interno Residente, especialista en Dermatología Medicoquirúrgica y Veneorología

Qué son las manchas de nacimiento

Las manchas o marcas de nacimiento son alteraciones del color normal de la piel que están presentes en el momento del alumbramiento. Pueden tener un tamaño desde unos pocos milímetros hasta grandes áreas de la superficie de la piel del bebé. Para tranquilizar a los progenitores, hay que decir que es muy frecuente nacer con una o varias manchas de nacimiento, de hecho, más de la mitad de los recién nacidos tendrán alguna alteración de la piel, aunque muchas veces pasa desapercibida por los padres.

Los tipos de manchas de nacimiento son muy diferentes entre sí. Las hay discretas y situadas en áreas poco visibles, y otras son muy llamativas y que pueden afectar a la cara. Su evolución también es variable, algunas durarán toda la vida y otras desaparecerán con el tiempo.

Todas estas posibilidades dependen en gran medida del origen de cada mancha. En este sentido, algunas se forman a partir de acúmulos de melanocitos, que son las células que acumulan melanina y dan color a la piel, y otras marcas se forman por dilatación o aumento del número de los vasos sanguíneos que aportan sangre a la piel.

El diagnóstico es en la mayoría de los casos sencillo, suele bastar con consultar a un dermatólogo con experiencia. Él sabrá qué tipo de mancha es, cuál es el pronóstico a largo plazo y qué opciones de tratamiento hay. Hay que tener en cuenta que algunos tipos de manchas se relacionan con otras alteraciones de la salud, por eso es importante consultar al médico y realizar estudios más específicos cuando sea necesario.

Las opciones de tratamiento más frecuente son el láser y la cirugía. Pero en muchos casos no es necesario el tratamiento inmediato y se opta por vigilar la mancha para detectar cambios sospechosos en el tiempo. Hay que tener en cuenta que la piel del recién nacido todavía está madurando y los tratamiento agresivos podrían crear cicatrices de por vida, por eso se procura evitar producir daño a la piel del bebé.

Actualizado: 25 de Abril de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Escrito por:

David Saceda Corralo

Médico Interno Residente, especialista en Dermatología Medicoquirúrgica y Veneorología
David Saceda

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

92%
han aumentado los ahogamientos de niños en entornos acuáticos en España respecto a 2016
'Fuente: 'Primer Informe Nacional de Ahogamientos de Menores''