PUBLICIDAD

Bebés y niños
Síndrome de Reye
El síndrome de Reye es una enfermedad con frecuencia mortal que afecta al hígado y el cerebro de los niños. Asociado popularmente a la toma de aspirina, en realidad se debe más a infecciones y problemas metabólicos.
Escrito por Dr. Alfredo Tagarro, Pediatra en el Hospital Infanta Sofía de Madrid

Síndrome de Reye

El síndrome de Reye es una enfermedad descrita por primera vez a principios de los años 60 en 21 niños australianos. Consistía en una encefalopatía rápidamente progresiva con insuficiencia hepática. Es decir, es un fallo simultáneo del hígado y una alteración cerebral que progresa rápidamente a convulsiones y a coma. Se trata de una alteración de las mitocondrias, que son regiones del interior de las células encargadas del metabolismo. En concreto se encargan de la fabricación de energía a partir de los azúcares. La enfermedad de Reye es una enfermedad frecuentemente letal, que afecta fundamentalmente a niños de entre 2 y 12 años de edad. 

El síndrome de Reye y su relación con la aspirina

En su descripción, los autores no hicieron referencia alguna a la relación con la aspirina. Desde los primeros casos se especuló con una posible relación con enfermedades víricas como la gripe y la varicela. En el año 1980, en EE.UU. se relacionaron los casos de síndrome de Reye con la ingesta de aspirina por parte de los enfermos, pues hasta el 94% de los pacientes habían tomado este fármaco tan conocido, y el cuadro recordaba a la intoxicación por salicilatos. En consecuencia, se recomendó evitar el ácido acetilsalicílico en los niños en EE.UU., recomendación que pronto se extendió a todo el mundo. 

Sin embargo, existe cierta controversia sobre esta recomendación de las autoridades sanitarias, debido a que muchos niños con diagnóstico de síndrome de Reye nunca recibieron aspirina. En otros países, el porcentaje de afectados que la habían tomado era muy variable, una media del 30%, por lo que nunca se ha demostrado del todo una relación causa-efecto entre el Reye y la aspirina. Además, la definición de síndrome de Reye es, de alguna manera, vaga y sus síntomas son compatibles (o confundibles) con otras enfermedades como determinados trastornos metabólicos (Reye-like o similares al síndrome de Reye), como por ejemplo los defectos de la beta-oxidación de los ácidos grasos, el síndrome de Zellweger, o las anomalías del ciclo de la urea.

La incidencia del síndrome de Reye ha disminuido desde los años 80 hasta prácticamente desaparecer. Esto ha convencido a algunos autores de su relación con la aspirina, pero también ha desaparecido de países donde había síndrome de Reye y la aspirina nunca fue de uso habitual en niños. Por ello, algunos expertos creen que el diagnóstico precoz y correcto de algunas enfermedades metabólicas tiene más que ver con la desaparición de esta enfermedad que el hecho de que los niños no tomen aspirina.

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Entrevista con el experto

Silvia Gutiérrez

Silvia Gutiérrez es diplomada en Nutrición Humana y Dietética por la Universidad de Barcelona (CESNID), Dietista-Nutricionista Colegiada por CoDiNuCat experta en alimentación infantil, embarazo y lactancia, y en restauración colectiva.

Silvia Gutiérrez

Dietista-nutricionista experta en alimentación infantil y menús escolares
“El principal motivo por el que ha aumentado la obesidad infantil es la falta de información y formación en el seno de las familias, que no suelen saber distinguir qué es saludable y qué no lo es, unido a hábitos de vida cada vez más sedentarios”

PUBLICIDAD

Salud en cifras

3,2
puntos porcentuales se ha reducido el exceso de peso en niños de 6 a 9 años en cuatro años
Fuente: 'Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aecosan)'