PUBLICIDAD

Vasectomía
La vasectomía es el método anticonceptivo irreversible masculino, cuya efectividad es casi del 100%. Conoce sus pros y contras, cómo se realiza y el posoperatorio de esta cirugía que hoy en día puede realizarse sin bisturí.
Escrito por Caridad Ruiz, Periodista especializada en salud y nutrición

Qué es la vasectomía: ventajas e inconvenientes

Actualizado: 15 de octubre de 2019

La vasectomía es un método anticonceptivo permanente en el hombre y con una alta efectividad. Básicamente consiste en seccionar los conductos deferentes para impedir que los espermatozoides lleguen al semen y por lo tanto que no puedan ser eyaculados y alcanzar el óvulo femenino. Todo, sin que la sexualidad masculina se vea afectada.

Se trata de una sencilla intervención quirúrgica, que no dura más de 30 minutos. Se practica con anestesia local y no es necesaria la hospitalización del hombre. Su principal inconveniente: se trata de un método irreversible. Solo en algunas ocasiones, mediante una complicada microcirugía, es posible hacerla revertir y lograr que el semen del hombre vuelva a tener espermatozoides y puedan fecundar un óvulo femenino.

Pero antes de explicar más a fondo cómo es este método anticonceptivo, conviene saber cómo se producen los espermatozoides.

Así se fabrican los espermatozoides

El proceso de formación y maduración de los espermatozoides se llama espermatogénesis y en él intervienen varias hormonas, como la testosterona o la hormona folículo estimulante (FSH). Dentro de los testículos se encuentran los túbulos seminíferos, unas estructuras enrolladas, cuya función es precisamente la de fabricar los espermatozoides. Sus paredes están cubiertas de espermatogonias, células germinales precursoras de los espermatozoides.

Procedimiento de la vasectomía
Ilustración de la vasectomía: sección de los conductos deferentes.

Cuando esas espermatogonias empiezan a aumentar de tamaño en el tubo seminífero, los espermatozoides aún inmaduros se transportan al epidimo, un tubo largo y estrecho en forma de espiral situado en la parte posterior del testículo. Aquí tardan alrededor de dos meses y medio o tres en madurar y es donde se almacenan antes de ser eyaculados.

El proceso de la eyaculación empieza con la erección. Con suficiente estimulación, el esperma maduro viaja desde el epidimo a través del conducto deferente, un tubo muscular que impulsa el esperma hacia fuera. El esperma llega a la ampolla donde se agrega las secreciones de la vesícula seminal. A continuación, ese fluido es impulsado a través de los conductos eyaculatorios hacia la uretra, pasando por la próstata donde se agrega un fluido que formará el semen. Por último, el semen es eyaculado por el extremo de la uretra.

Corte de los conductos deferentes

“La vasectomía consiste en seccionar los conductos deferentes, que son los que llevan los espermatozoides desde los testículos a la uretra”, explica el doctor Javier Romero, adjunto en el Servicio de Urología del Hospital Universitario 12 de Octubre (Madrid) y coordinador del Grupo de Andrología de la Sociedad Española de Urología. De esta forma, los espermatozoides que se forman en los testículos no pueden llegar al líquido seminal ni ser expulsados por el pene en la eyaculación. Por tanto, si no hay espermatozoides, el embarazo es imposible. Posteriormente, el organismo del hombre reabsorbe esos espermatozoides.

Tras una vasectomía los testículos siguen produciendo espermatozoides, pero al seccionar los conductos deferentes, no llegan al semen

Esta intervención, cuya efectividad es casi del 100%, se puede realizar mediante dos técnicas: la tradicional o la llamada vasectomía sin bisturí.

Ventajas e inconvenientes de la vasectomía

Esta operación que impide que los espermatozoides se expulsen con el semen tiene sus pros y sus contras que aquellos que estén pensando en someterse a ella deben conocer antes de pasar por quirófano:

Ventajas de la vasectomía

  • Es un método anticonceptivo completamente seguro y eficaz.
  • Es una intervención quirúrgica muy sencilla que no necesita hospitalización, que se realiza con anestesia local.
  • No afecta a la libido ni a las relaciones sexuales.
  • Excepto los primeros controles para confirmar la ausencia de espermatozoides, luego no es necesario realizar más revisiones médicas.

Inconvenientes de la vasectomía

  • Su eficacia no es inmediata: durante unos tres meses después de la intervención hay que adoptar otros métodos anticonceptivos.
  • No evita el contagio de enfermedades de transmisión sexual ni del VIH. Solo el uso de preservativos lo previene.
  • Es un método permanente. Para volver a ser fértil es necesario pasar de nuevo por una complicada intervención quirúrgica.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD