PUBLICIDAD

Vasectomía
La vasectomía es el método anticonceptivo irreversible masculino, cuya efectividad es casi del 100%. Conoce sus pros y contras, cómo se realiza y el posoperatorio de esta cirugía que hoy en día puede realizarse sin bisturí.
Escrito por Caridad Ruiz, Periodista especializada en salud y nutrición

Preguntas frecuentes sobre la vasectomía

La vasectomía es un método anticonceptivo que muchos hombres que no desean tener hijos, o han pasado una cierta edad, se plantean en algún momento de sus vidas. No obstante, dado que se trata de un proceso prácticamente irreversible, suscita no pocas dudas y preguntas, que te ayudamos a resolver a continuación gracias a la experiencia del urólogo y andrólogo Javier Romero:

¿Para quién está indicada la vasectomía?

“Si la pareja quiere un método anticonceptivo definitivo, es una buena opción”, señala el doctor Javier Romero. Pero si existen dudas, quizás convengan que valoren otras opciones para evitar el embarazo. Por eso, los médicos siempre recomiendan que a la consulta del especialista acudan ambos miembros de la pareja.

¿Es 100% efectiva, inmediata e irreversible?

La vasectomía es un método anticonceptivo que tiene una efectividad superior al 99%. Pero hay que tener presente que no es inmediata, como puede ocurrir con otros métodos definitivos en la mujer, como la ligadura de trompas. Y es que, la vasectomía empieza a ser segura a partir de los 30-40 eyaculaciones, alrededor de tres meses después de la intervención. Eso quiere decir que durante este tiempo se deberán mantener relaciones sexuales utilizando otros métodos anticonceptivos.

La vasectomía no es un método anticonceptivo inmediato. Durante unos tres meses, la pareja deberá adoptar otros métodos anticonceptivos

“A los tres meses se realiza un seminograma para confirmar la azoospermia”, señala el doctor Romero. Es decir, se analiza el semen para confirmar que no hay espermatozoides. A veces, en esta prueba es posible encontrarlos, pero inmóviles, sin capacidad reproductora. Esta prueba se efectúa también porque, como nos explica el doctor, “en algunas ocasiones, muy raras, se da una recanalización de los conductos deferentes”. El resultado es que los espermatozoides pueden pasar al líquido seminal, de forma que la fertilidad del hombre sigue intacta. En estos casos aislados, habría que volver a intervenir.

¿Es posible revertir sus efectos?

Es cierto que “en manos expertas es posible revertir una vasectomía”, dice el doctor Romero. Consistiría en “recanalizar los conductos deferentes seccionados”, pero como insiste “se necesita mucha experiencia”. Se trata de una microcirugía denominada vasovasostomía.

En los casos en los que no sea posible realizarla, existe la posibilidad de extraer espermatozoides directamente de los testículos, ya que se siguen produciendo, y fertilizar un óvulo con técnicas de reproducción asistida.

¿Afecta la realización de una vasectomía a la vida sexual?

“No afecta ni a la erección ni a la cantidad de semen eyaculado” señala el doctor Javier Romero. Hay que tener presente que, en esta operación quirúrgica, tanto si se realiza por el método convencional como si se hace sin bisturí, no se ven afectados los nervios implicados en la función eréctil y en la eyaculación. Tampoco afecta al volumen seminal, ya que el líquido seminal, que es el principal componente del semen se fabrica en las vesículas y en la próstata, y ninguna de estas estructuras del sistema reproductivo masculino están influenciadas por esta operación. “No interfiere en la eyaculación. Con la vasectomía impedimos que los espermatozoides lleguen al semen, pero el hombre sigue eyaculando”, aclara el experto. “El semen se produce en las vesículas seminales y en la próstata. En una eyaculación, los espermatozoides suponen solo el 5% del volumen total, por lo que la cantidad de semen eyaculado apenas se ve afectado”, añade Romero.

¿Qué complicaciones a largo plazo pueden presentar?

En algunos casos muy raros que se da un dolor crónico en el área del escroto llamado síndrome de dolor postcoital. “Es una complicación muy grave que puede aparecer excepcionalmente tras la vasectomía. Este dolor puede ser habitual o estar relacionado con las relaciones sexuales”, señala el urólogo. La causa hoy es desconocida. “Existen multitud de teorías para explicarlo”, afirma. Según el doctor Romero, se asocia con personas con trastorno de personalidad ansiosa, “personas que se observan mucho, que viven con bastante estrés todas las situaciones. Por lo que hay algunos especialistas que lo engloban con otras enfermedades psicosomáticas como el colon irritable, aunque no está claro”.

El tratamiento de esta complicación es complicado y existen varias opciones, como la prescripción de medicamentos analgésicos, relajantes musculares y ansiolíticos, aunque como nos dice el doctor, no siempre resultan efectivas. También “se pueden intentar punciones y bloqueos nerviosos y está descrito incluso revertir la vasectomía”, añade.

¿Puede la vasectomía aumentar el riesgo de cáncer?

Durante años, los científicos estudiaron una posible relación entre la vasectomía y el cáncer de próstata y de testículos, dado que era uno de los temores más frecuentes entre los varones para someterse a esta intervención. Algunos estudios sugerían que existía alguna conexión, pero otros señalaban lo contrario. En un estudio realizado en Nueva Zelanda, publicado en la revista JAMA, para analizar si la vasectomía aumentaba el riesgo de cáncer, concluyó que no se incrementaba incluso 25 años después de realizarse. Otra investigación que se llevó a cabo con similares fines en Dinamarca, publicada en British Medical Journal (BMJ) con 73.917 varones sometidos a una vasectomía, determinó que no se observó una mayor incidencia en cáncer de testículo o de próstata que en la población general. Otra investigación, realizada por la Sociedad Estadounidense contra el Cáncer y publicada en la revista Journal of Clinical Oncology, analizó a 363.726 varones mayores de 40 años a lo largo de tres décadas. En este extenso trabajo no se descubrió un aumento en el cáncer de próstata en los hombres que se habían operado de vasectomía.

Actualizado: 24 de Enero de 2019

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD