Señalan la práctica sexual como un desencadenante potencial del asma

El ejercicio es un desencadenante asumido del asma, pero no se había identificado con claridad hasta ahora a las relaciones sexuales como un potencial desencadenante de exacerbaciones del asma.

13/11/2022

Pareja disfrutando de sus relaciones en la cama

El ejercicio ha sido reconocido desde hace mucho tiempo como uno de los desencadenantes de asma. Se estima que hasta casi el 90% de los pacientes asmáticos presenta síntomas de su problema respiratorio inducidos por la actividad física. Es por ello que aquellos que lo padecen puedan tener sus dudas a la hora de acudir a un partido de tenis o apuntarse a una 10k. Algo que quizá no se hayan planteado a la hora de abordar sus relaciones sexuales. O, si les ha surgido la duda, quizá no tenían una respuesta científica hasta ahora. Pues bien, un nuevo estudio que se presenta este año en el American College of Alergia, Asthma and Immunology (ACAAI), una reunión científica anual celebrada en Louisville donde se reúnen 6.000 alergólogos-inmunólogos, muestra que el sexo puede ser un desencadenante no diagnosticado de las exacerbaciones del asma.

PUBLICIDAD

Lo cierto es que no tendemos a relacionar la actividad sexual con el ejercicio. Sin embargo, se estima el gasto energético al practicar sexo es aproximadamente equivalente a subir dos pisos de escaleras. “Queríamos investigar si los estudios de casos sobre las exacerbaciones del asma mencionaron la actividad sexual como una posible causa”, dijo Ariel Leun, miembro de ACAAI y autor principal del estudio. “Los casos informados son poco frecuentes, posiblemente porque quienes sufren un ataque de asma pueden no darse cuenta del desencadenante”. Varios estudios de casos han informado exacerbaciones de asma poscoital; aunque se han registrado más casos de reacciones alérgicas a la actividad coital, como el líquido seminal o el látex. Y es que, los pocos casos notificados de relaciones sexuales como desencadenantes de crisis asmáticas sugieren un subregistro de esta condición, posiblemente debido a la íntima naturaleza de este tema.

PUBLICIDAD

Para intentar paliar esta falta de información sobre esta cuestión,el estudio recopiló la literatura disponible sobre las relaciones sexuales como un desencadenante infradiagnosticado de las exacerbaciones del asma. Los autores buscaron en la base de datos PUBMED una variedad de palabras clave que incluyera 'relaciones sexuales' o 'asma de luna de miel' o 'comportamiento sexual y alergia o reacción alérgica'.

Por todo ello, el coautor de este trabajo, el alergólogo A.M. Aminian, anima a los pacientes asmáticos a que traten de forma más abierta esta posible problemática con sus especialistas, así, el investigador expone que “es posible que las personas no se sientan cómodas hablando con su alergólogo sobre un brote de asma causado por el sexo. Pero los alergólogos son especialistas en el diagnóstico, tratamiento y control del asma. Si alguien pudiera guiar a un paciente sobre cómo evitar un ataque de asma en el futuro, sería su alergólogo. Cuando el asma inducida por la actividad sexual se identifica y trata adecuadamente, los alergólogos pueden mejorar la calidad de vida de sus pacientes”.

PUBLICIDAD

Al presentar sus hallazgos en la Reunión Científica Anual del Colegio Estadounidense de Alergia, Asma e Inmunología, los autores concluyeron que: "La investigación adecuada de todas las causas de las exacerbaciones del asma, incluidas las relaciones sexuales, que comparte su patogenia con el asma inducida por el ejercicio, puede colocar a los alergólogos en una posición de mejorar positivamente la vida de sus pacientes, incluidos sus matrimonios”.

 Fuente: ACAAI

Actualizado: 13 de noviembre de 2022

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD