Ráfagas de 1 minuto de actividad física en tu día a día alargan la vida

Incluir actividad física vigorosa en tus tareas diarias como subir las escaleras o pasar la aspiradora con energía, en ráfagas de 1 o 2 minutos tres veces al día, puede ayudar a reducir hasta un 40% el riesgo de muerte prematura.

09/12/2022

Hombre con traje sube corriendo las escaleras

A partir de los 40 años son muchos los que tendemos a hacer menos ejercicio. La falta de tiempo, la carga de trabajo o las múltiples distraciones de ocio a nuestro alcance hacen que el sedentarismo gane la batalla a hechos consumados como los beneficios del ejercicio para la salud. Para todos ellos, incluso para aquellos a quienes, directamente, no les gusta hacer deporte o ir al gimnasio, un nuevo estudio trae unas conclusiones interesantes… y prácticas, ya que parece que pequeños intervalos de actividad física intensa durante las tareas rutinarias del día, en concreto tres o cuatro ráfagas de un minuto de actividad energizante, pueden ayudar, y mucho, a reducir el riesgo de muerte prematura, particularmente por enfermedad cardiovascular. 

PUBLICIDAD

Publicado en Nature Medicine, el estudio dirigido por el Centro Charles Perkins de la Universidad de Sydney en Australia es el primero en medir con precisión los beneficios para la salud de lo que los investigadores han denominado 'actividad física de estilo de vida intermitente vigorosa' o VILPA.

Pero, ¿qué es eso de VILPA? Son los episodios muy breves de actividad vigorosa (hasta uno o dos minutos) que hacemos con gusto todos los días, como correr para coger el autobús o el mtro mientras esquivas pasajeros en el andén, ir caminando con energía a nuestros recados del día, como ir a la compra, pasar la aspiradora ewcuchando música con vitalidad o, sencillamente, jugar con tus niños intentando igualar su nivel de energía.

VILPA: Actividad física de estilo de vida intermitente vigorosa

Los investigadores encontraron que solo tres o cuatro sesiones de VILPA de un minuto todos los días se asocian con una reducción de hasta un 40 % en la mortalidad por todas las causas y relacionada con el cáncer, y una reducción de hasta un 49 % en la muerte relacionada con enfermedades cardiovasculares.

PUBLICIDAD

“Nuestro estudio muestra que se pueden lograr beneficios similares al entrenamiento en intervalos de alta intensidad (HIIT) al aumentar la intensidad de las actividades incidentales que se realizan como parte de la vida diaria, y cuantas más, mejor”, dijo el autor principal Emmanuel Stamatakis,profesor de actividad física, estilo de vida y salud de la población en el Centro Charles Perkins de la Universidad de Sydney.

No requiere compromiso de tiempo, ni preparación, ni membresías en clubes, ni habilidades especiales. Se trata simplemente de acelerar el paso mientras se camina o se hacen las tareas del hogar con un poco más de energía

“Unas pocas sesiones muy cortas de tres a cuatro minutos al día podrían ser muy útiles, y hay muchas actividades diarias que se pueden ajustar para aumentar el ritmo cardíaco durante un minuto más o menos”.

PUBLICIDAD

La mayoría de los adultos de 40 años o más no practican ejercicio o deporte con regularidad, pero el profesor Stamatakis dijo que el estudio revela cómo la actividad física incidental puede superar muchas barreras. “Aumentar la intensidad de las actividades diarias no requiere compromiso de tiempo, preparación, membresías en clubes ni habilidades especiales. Se trata simplemente de acelerar el paso mientras se camina o se hacen las tareas del hogar con un poco más de energía”, dijo.

¿Qué descubrieron sobre el ejercicio como parte de la vida diaria?

En resumen ,estos son los puntos clave que se extraen de este trabajo de investigación:

  • Alrededor del 89% de todos los participantes hicieron algo de VILPA. Entre los que hicieron VILPA:

    PUBLICIDAD

  • El 93 por ciento de todos los intervalos de VILPA duran hasta 1 minuto.
  • En promedio, cada día los participantes realizaron ocho episodios de VILPA de hasta 1 minuto cada uno, con un total de 6 minutos por día.
  • En promedio, cada ráfaga de VILPA duró alrededor de 45 segundos.
  • Las ganancias más pronunciadas se observaron al comparar aquellos que realizaban alrededor de cuatro a cinco episodios por día con aquellos sin VILPA.
  • Sin embargo, se encontraron mayores beneficios con mayores cantidades de VILPA, lo que sugiere que cuanto más, mejor.
  • El máximo de 11 episodios por día se asoció con una reducción del 65 % en el riesgo de muerte cardiovascular y una reducción del 49% en el riesgo de muerte relacionada con el cáncer, en comparación con la ausencia de VILPA.

    PUBLICIDAD

Curiosamente, un análisis comparativo de la actividad vigorosa de 62.000 personas que hacían ejercicio con regularidad encontró resultados comparables. Esto implica que si la actividad vigorosa se realiza como parte del ejercicio estructurado o de las tareas domésticas, no se comprometen los beneficios para la salud.

¿Cómo se llevó a cabo el estudio?

Los investigadores utilizaron datos de rastreadores de muñeca del Biobanco del Reino Unido, una base de datos biomédica a gran escala, para medir la actividad de más de 25.000 "no deportistas", participantes que informaron que no practican ningún deporte ni hacen ejercicio durante el tiempo libre. Mediante este método, los investigadores pudieron concluir que cualquier actividad registrada por este grupo era actividad física incidental realizada como parte de la vida cotidiana. Luego, el equipo accedió a datos de salud que les permitieron seguir a los participantes durante siete años.

PUBLICIDAD

Los estudios son observacionales, lo que significa que no pueden establecer directamente causa y efecto. Sin embargo, los investigadores tomaron medidas estadísticas rigurosas para minimizar la posibilidad de que los resultados se deban a diferencias en el estado de salud de los participantes.

"Estos hallazgos demuestran cuán valiosas pueden ser las medidas detalladas y objetivas de la actividad física cuando se recopilan en una población a gran escala. Estamos increíblemente agradecidos con todos los 100.000 participantes del Biobanco del Reino Unido que usaron un monitor de actividad durante 7 días para generar estos valiosos datos", dijo la profesora Naomi Allen, científica en jefe del Biobanco del Reino Unido.

“La capacidad de la tecnología portátil para revelar “micropatrones” de actividad física, como VILPA, tiene un gran potencial para comprender las formas más factibles y eficientes en el tiempo en que las personas pueden beneficiarse de la actividad física, sin importar si se realiza con fines recreativos o como parte de una actividad física. del diario vivir.”

Fuente: Universidad de Sidney

Actualizado: 13 de diciembre de 2022

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD