PUBLICIDAD

Tercera edad
Demencia con cuerpos de Lewy
La demencia con cuerpos de Lewy, una enfermedad asociada al envejecimiento, cursa con algunos síntomas similares a la demencia asociada al párkinson o al alzhéimer, por lo que el diagnóstico diferencial precoz es esencial.
Escrito por Dr. José Antonio Nuevo González, Especialista en Medicina Interna. Servicio de Urgencias del Hospital Gregorio Marañón de Madrid

Causas de la demencia con cuerpos de Lewy

En la actualidad, se desconoce la causa exacta de la demencia con cuerpos de Lewy, aunque el desarrollo de técnicas de inmunohistoquímica ha permitido identificar de manera más precisa las sustancias implicadas en el origen de esta enfermedad.

Se postula que por alguna anomalía genética de los genes que se encargan de la fabricación de determinadas proteínas neuronales –entre ellas la más protagonista en este caso sería la alfa-sinucleína– se produce una agrupación de éstas en determinadas zonas de la corteza del cerebro, interaccionando de manera anómala con sustancias como la dopamina. Todo este proceso patológico da lugar a los llamados cuerpos de Lewy, que serían similares a ovillos de proteínas que impiden un correcto funcionamiento de las conexiones neuronales a nivel cerebral.

Este complejo mecanismo se observa no solo en la demencia con cuerpos de Lewy, sino también en la enfermedad de Parkinson, y es por este motivo por el que parecen relacionarse en su expresividad clínica.

De igual manera, y en común con la enfermedad de Alzheimer, también se han observado acúmulos de material amiloide en el tejido cerebral de estas personas, aunque en menor cuantía que en el alzhéimer. En todas estas situaciones debe recordarse que existe además una pérdida neuronal más acusada que en la población general.

Aunque la mayoría de los casos son aislados, sin una clara evidencia de herencia genética o agrupación familiar, se reconoce que la expresión del alelo E4 de la apolipoproteína E es un factor de riesgo para su padecimiento, como ocurre en las otras demencias de estirpe degenerativa. Y, como tal demencia degenerativa, su principal factor de riesgo es el envejecimiento. Este hecho explica que con el aumento de la esperanza de vida y el avance de las técnicas diagnósticas se reconozca un número creciente de casos de esta enfermedad.

Actualizado: 16 de Enero de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

Una
de cada cinco personas en el mundo tendrá 60 años o más en 2050
'Fuente: 'Organización Mundial de la Salud (OMS)''

PUBLICIDAD