PUBLICIDAD

Barcelona acoge estos días el XVI Simposio Internacional Sida 2011. Entre otras noticias y novedades, algunos de los expertos allí reunidos han destacado que los pacientes infectados con el VIH envejecen entre 10 y 15 años de forma prematura aunque sigan el tratamiento antirretroviral, lo que aumenta su riesgo de sufrir problemas de salud añadidos a la enfermedad.

Entre esas complicaciones que no están relacionadas con la infección se encontrarían problemas cardiovasculares, variedades de cáncer y deterioro neuronal. Este prematuro envejecimiento responde a múltiples factores, entre los que también se encuentra el mismo tratamiento farmacológico. En todo caso, el tratamiento farmacológico actual ha conseguido reducir al mínimo la replicación viral y ha aumentado de forma exponencial la esperanza y calidad de vida de los enfermos, si bien la carga viral residual se mantiene y obliga a que dicho tratamiento se mantenga toda la vida.

Se calcula que el coste promedio anual de los fármacos necesarios para el SIDA se sitúa entre los 7.000 y los 8.000 euros por persona, pero esta cifra puede aumentar con complicaciones añadidas como el virus de la hepatitis C o el mismo deterioro de la salud provocado por el envejecimiento.

Fuente: EUROPA PRESS

Etiquetas:

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD