PUBLICIDAD

Noticias Salud al día

Día Mundial del Cáncer de Mama, claves para un diagnóstico precoz

Los avances en los tratamientos han mejorado mucho el pronóstico del cáncer de mama, pero un diagnóstico precoz, gracias a pruebas como la mamografía o la tomosíntesis, es la clave para combatirlo con éxito.
Día Mundial del Cáncer de Mama, claves para un diagnóstico precoz

18 de Octubre de 2017

El cáncer de mama sigue siendo el segundo tumor que más se diagnostica en el mundo, teniendo en cuenta a ambos sexos, sin embargo, su pronóstico ha mejorado mucho, ya que casi el 90% de las pacientes se mantienen libres de la enfermedad cinco años después de su diagnóstico y tratamiento, según datos de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM). Para seguir informando a todas las mujeres sobre la prevención y abordaje de estos tumores, cada 19 de octubre tiene lugar el Día Mundial del Cáncer de Mama.

Tomosíntesis, más eficaz para diagnosticar el cáncer de mama

Las primeras mamografías se recomiendan a partir de los 50 años, al ser en esta franja de edad en la que se da el mayor número de casos, pero es importante tener en cuenta que un tercio de los diagnósticos se producen en mujeres de menor edad, en las que la mamografía no resulta tan eficaz porque en edades tempranas las mujeres cuentan con una densidad mamaria más elevada, lo que hace que esta prueba médica no sea tan resolutiva en su caso.

Mamografía

La tomosíntesis o mamografía en 3D es otra prueba diagnóstica más indicada para explorar mamas densas. La Dra. García, oncóloga radioterápica especialista en cáncer de mama en GenesisCare Madrid, Hospital San Francisco de Asís, nos explica que consiste en obtener diferentes imágenes de la mama, como si fuese un TAC o un escáner, que permiten ver mejor la morfología de las posibles lesiones que se encuentren en su interior, sin limitaciones en función de la densidad, por lo que podría ser una opción para la prevención primaria del cáncer de mama en mujeres jóvenes, que permitiría posteriormente evitar pruebas más invasivas. Algo que corrobora el Dr. José Luis Pérez Aranda, radiólogo responsable de la Unidad de Patología Mamaria del Hospital La Milagrosa, que afirma que "la mamografía con tomosíntesis es un método un 20% más efectivo para la detección del cáncer de mama que la mamografía tradicional" 

La tomosíntesis es una prueba médica que resulta más eficaz que la mamografía para diagnosticar el cáncer de mama en el caso de mujeres jóvenes, cuyas mamas son más densas

Esta experta advierte de que se debe acudir al médico cuando se noten nódulos en las mamas o en las axilas, retracciones en la piel o en el pezón, o algún sangrado. Insiste, sin embargo, en que no hay que alarmarse, y en que lo mejor es realizarse revisiones periódicas, en especial en el caso de tener antecedentes familiares de esta enfermedad.

La autoexploración no es un método de detección precoz

A pesar de la creencia extendida de que es recomendable autoexplorarse de manera periódica para detectar el cáncer de mama de manera precoz, la Dra. García aclara que no es un método del todo fiable, pues si se nota algo durante la palpación significa que el nódulo mide más de un centímetro, y en las mamas grandes puede incluso ser de un tamaño mayor, ya no estaríamos hablando “de un tumor diagnosticado precozmente”, afirma la doctora. Aunque es cierto que hay que observarse de vez en cuando las mamas para observar posibles cambios en ellas.

Otro de los grandes avances que se han producido en el último mes ha sido el desarrollo de un nuevo tipo de contraste que se utiliza en las resonancias magnéticas y que permite localizar mejor los tumores de las mamas y detectar su grado de agresividad, lo que supone un gran avance en el diagnóstico precoz de la enfermedad.

Las pruebas genómicas, un futuro prometedor

Gracias a las pruebas genómicas se pueden conocer las probabilidades que tienen los tumores de crecer, propagarse e incluso de reaparecer, lo que permite conocer en qué casos los tratamientos como la quimioterapia serán efectivos. Todo ello se conoce con el análisis de las muestras obtenidas durante la cirugía, en las cuales se evalúan distintas cantidades de genes. Oncotype Dx, Breast Cancer Index, MammaPrint o Prosigna, son algunas de las pruebas que existen en la actualidad con esta finalidad.

Poco a poco se están implantando estos test genómicos que, mediante una pequeña muestra de sangre o saliva, son capaces de determinar la respuesta al tratamiento contra el cáncer de mama o el riesgo que tiene una persona de desarrollarlo, especialmente en pacientes con antecedentes de esta enfermedad en la familia, entre el 5% y el 10% de todos los diagnósticos de los tumores de seno. Con la ayuda de estas pruebas podrían detectarse a tiempo muchos de los casos y evitar pruebas y tratamientos innecesarios a muchas mujeres.

La vida después del diagnóstico

Después del diagnóstico del cáncer de mama surgen muchas dudas, y la Dra. García nos cuenta que “lo que más preocupa a las mujeres es si la enfermedad se ha cogido a tiempo para que tenga remedio; es decir, si es curable o no”. También se suelen tener dudas sobre la alimentación, y ella recomienda una dieta sana y equilibrada, que incluya todo tipo de alimentos –carnes, pescado, fruta, verdura, hidratos de carbono…–, pero siempre en las proporciones adecuadas.

En cuanto al ejercicio, las pacientes pueden hacer ejercicio físico de manera normal, excepto cuando se realiza una linfadenectomía (extracción quirúrgica de los ganglios linfáticos para examinarlos), en cuyo caso, aclara la Dra. García, se puede realizar de manera moderada, menos las semanas siguientes a la cirugía, y siempre evitando deportes de alto impacto para los brazos, como el tenis. Es recomendable que se fortalezcan los músculos del tronco, porque favorece el drenaje linfático, lo que se puede conseguir haciendo pesas con poca carga. Los beneficios de mantenerse activo físicamente son tan evidentes que incluso existen estudios que afirman que hacer ejercicio de forma regular tras el diagnóstico de un cáncer de mama puede reducir el riesgo de recidiva.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD