PUBLICIDAD

MERS
El síndrome respiratorio por coronavirus de Oriente Medio (MERS-CoV), detectado por primera vez en Arabia Saudita, provoca enfermedades pulmonares graves y es mortal en el 30% de los casos.

Tratamiento del MERS

Tratamiento del MERS
Los síntomas del MERS pueden aliviarse con analgésicos, aerosoles…

Actualizado: 7 de febrero de 2020

No existe un tratamiento específico para el MERS (síndrome respiratorio de Oriente Medio). Los síntomas leves se pueden tratar con medicamentos inespecíficos que alivien al paciente (analgésicos que disminuyan la fiebre y el dolor, aerosoles para abrir los bronquios, etcétera).

Cuando el cuadro es grave se pueden realizar intervenciones más agresivas, como la diálisis en caso de fallo renal o la intubación cuando la insuficiencia respiratoria es irreversible.

No existe vacuna contra el coronavirus MERS en la actualidad. Por lo que superar la infección por MERS depende completamente del estado de salud del paciente afectado y del tratamiento sintomático y de soporte que se le proporcione. Se están estudiando nuevos medicamentos y vacunas contra el virus, aunque todavía no hay resultados concluyentes.

MERS-CoV

Prevención del MERS-CoV

Precisamente por esta falta de un tratamiento definido y efectivo, lo mejor es intentar prevenir el contagio del MERS y evitar su propagación, para lo cual se recomiendan una serie de medidas:

  • Lavarse las manos con agua y jabón durante 30 segundos varias veces al día. Si no hay agua se pueden utilizar soluciona hidroalcohólicas. Esta medida es especialmente necesaria si se visitan granjas o mercados donde haya dromedarios.
  • Como en la gripe, se debe estornudar y toser en un pañuelo o directamente al suelo evitando cubrirse con las manos. No hay que tocarse los ojos, boca o nariz para evitar el contacto con las secreciones.
  • Evitar besos y compartir utensilios como vasos o platos con personas enfermas.
  • No hay restricciones para viajar a Oriente Medio. Si se viaja allí se deben mantener las mismas medidas de higiene como el lavado de manos y evitar el contacto con personas con síntomas catarrales.
  • Igualmente, el Gobierno saudí recomienda el uso de mascarillas y evitar el contacto con camellos hasta que se confirme si estos animales pueden transmitir el virus.
  • Si eres una persona con patologías de base o sistema inmunitario débil, debes evitar además el contacto con animales, comer carne poco cocinada o leche no higienizada de camello.
  • Si se frecuenta un recinto o casa donde haya habido un afectado o se sospeche de ello, se deben desinfectar las superficies que se toquen con frecuencia, como los pomos de las puertas, juguetes, etcétera.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD