PUBLICIDAD

Noticias Dieta y nutrición

Asocian el exceso de omega 3 y 6 en mujeres con la diabetes

El excesivo consumo de ácidos grasos omega 3 y 6 en la dieta se asocia con un mayor riesgo de desarrollar diabetes tipo 2, según un estudio francés en el que han participado más de 70.000 mujeres durante casi 20 años.
Salmón y marisco, alimentos ricos en omega 3

El salmón y el marisco son alimentos ricos en ácidos grasos omega 3.

11 de Octubre de 2016

Los beneficios de los ácidos grasos omega 3 para la salud son ampliamente conocidos: desde propiedades antiinflamatorias o la protección frente a enfermedades cardiovasculares, hasta un mejor funcionamiento del sistema inmunológico. Sin embargo, un exceso de consumo de ácidos grasos, entre los que se encuentra el omega 3, podría incrementar el riesgo de padecer diabetes tipo 2 en mujeres, según ha revelado un estudio francés del Centro de Investigación en Epidemiología y Salud de la Población del INSERM.

La investigación, presentada en la 52ª Edición del encuentro de la Asociación Europea para el Estudio de la Diabetes (EASD), celebrada a mediados de septiembre en Munich, hizo un seguimiento durante 18 años (entre 1993 y 2011) a más de 71.000 mujeres, que al inicio de la misma no sufrían diabetes. Durante el citado periodo se tuvo en cuenta el control de la dieta de estas mujeres para evaluar el nivel de consumo de ácidos grasos, entre ellos uno omega 6 (el ácido araquidónico, AA) y dos omega 3 (el alfa linolénico, ALA, y el docosapentaenoico, DPA).

Las mujeres objeto de estudio que más ácidos grasos consumían a diario en su dieta presentaban un 26% más de probabilidades de sufrir diabetes tipo 2

Finalizado el estudio, los investigadores constataron que una tercera parte de las mujeres, las que más ácidos grasos consumían (en cantidad superior a 1,6 gramos/día), presentaban un 26% más de probabilidades de sufrir diabetes tipo 2 que el tercio de mujeres que menos ácidos grasos incluían en su dieta (menos de 1,3 gramos al día). En el primer grupo, además, las mujeres con normopeso veían incrementado hasta en un 38% su riesgo de padecer diabetes, mientras que las que sufrían sobrepeso aumentaban sus posibilidades en un 19%.

Los resultados de la exhaustiva investigación también reflejaron cómo los ácidos grasos AA y DPA, presentes fundamentalmente en el pescado, la carne y el marisco, mostraban una mayor incidencia en el grupo de consumo más elevado (más de 0,08 gramos/día en el caso de DPA, y más de 0,19 gramos/días en el de AA) en el desarrollo de la diabetes tipo 2. Así, en el caso del ácido araquidónico (AA), las mujeres veían incrementado en una media del 50% el riesgo de padecer diabetes tipo 2; una cifra que se mantenía en lo que respecta al ácido docosapentaenoico (DPA) para mujeres con normopeso, mientras que se disparaba hasta casi el 75% en el caso de las que presentaban sobrepeso.

Los autores del estudio, que se han apresurado a advertir que éste muestra una vinculación entre ambos factores, no una relación de causa efecto, constataron durante la investigación que la fuente principal de aporte de ácidos grasos, tanto en el caso del AA como del DPA, era la carne. En virtud de ello, recomiendan reducir la ingesta de productos cárnicos, especialmente los procesados, ya que según su opinión se consume en cantidades mucho más grandes de las necesarias desde el punto de vista nutricional.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

20%
se reduce el riesgo de estrés si te desplazas en bicicleta a trabajar o a estudiar
'Fuente: 'l Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal)''