PUBLICIDAD

Noticias Ejercicio y deporte

El Pilates en la adolescencia previene el dolor de espalda

Una investigadora demuestra en su tesis doctoral que los adolescentes que practican el método pilates pueden prevenir lesiones y dolores de espalda, y reducir el riesgo de desarrollar patologías de la columna vertebral.
El Pilates en la adolescencia previene el dolor de espalda

Practicar el método Pilates ayuda a reforzar la musculatura lumbar

19 de Marzo de 2014

Una tesis doctoral demuestra que practicar el método Pilates durante la adolescencia contribuye a reducir el riesgo de sufrir dolor de espalda. Su autora observó que en el ámbito escolar no existía un programa de pilates, y llevó a cabo un estudio con el objetivo de evaluar el efecto que tendría este tipo de ejercicio en la prevención del dolor lumbar.

Para comprobarlo, un grupo de estudiantes de tercer curso de la ESO (Educación Secundaria Obligatoria) realizaron dos sesiones de pilates semanales durante seis semanas. El resultado más importante conseguido con este programa de ejercicio fue que los escolares mejoraron significativamente la fuerza y la resistencia de la musculatura flexora y extensora del tronco, así como la flexibilidad de la musculatura isquiosural.

Los escolares que practicaron el método Pilates durante seis semanas mejoraron significativamente la fuerza y la resistencia de la musculatura flexora y extensora del tronco

Noelia González, la autora de esta tesis, con la que se ha doctorado en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte por la UCAM con la máxima calificación, afirma que los profesores de educación física de las escuelas deben conocer los beneficios del método Pilates y su capacidad para prevenir los problemas de espalda en la edad adulta cuando se comienza a practicar regularmente en la adolescencia.

La práctica de Pilates, explica esta experta, es muy recomendable también para los adultos porque para reducir el riesgo de sufrir lesiones, enfermedades de la columna vertebral y dolores de espalda –que son problemas muy frecuentes– es necesario trabajar el tono muscular y la flexibilidad.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD