PUBLICIDAD

Noticias Ejercicio y deporte

Los niños que juegan al fútbol sacan mejores notas

Los deportes de equipo, como el fútbol amateur, siempre que se practiquen de forma controlada y bajo la supervisión de un adulto, potencian la capacidad cognitiva de los niños y ayudan a mejorar su rendimiento escolar.
Los niños que juegan al fútbol sacan mejores notas

Los niños que juegan al fútbol en equipo mejoran su rendimiento.

07 de Mayo de 2012

Los deportes de equipo, como el fútbol amateur, siempre que se practiquen de forma controlada y bajo la supervisión de un adulto, suponen unos beneficios para los niños que van más allá de su bienestar físico y, según los expertos, potencian su capacidad cognitiva y contribuyen a mejorar su rendimiento académico.

Dos nuevas investigaciones avalan los beneficios que este tipo de deportes pueden aportar a los menores. Así, según un estudio realizado en Holanda, en la Universidad de Vrije, la actividad física, además de favorecer la función cardiaca, contribuye a incrementar los niveles de endorfinas y a mejorar la conexión entre las neuronas, lo que influye de forma positiva sobre la actividad intelectual de los niños.

A los niños que practican este deporte se les inculcan una serie de valores, como la disciplina, el esfuerzo y el espíritu de superación, que pueden aplicar también en otros ámbitos de la vida, como el estudio

Los resultados obtenidos en otro estudio que han llevado a cabo el Observatorio de Estudios del Comportamiento de Esade y la empresa Danone, evidencian un cambio de actitud en los niños que comienzan a practicar deporte, ya que el 37% de ellos sacan mejores notas que sus compañeros. Y según el Instituto Universitario de Ciencias de la Actividad Física también aumenta hasta un 25% su rendimiento cognitivo en comparación con los que no practican deporte.

Esto se puede explicar, según el director de la escuela de fútbol Fundación Marcet, porque a los niños que practican este deporte se les inculcan una serie de valores, como la disciplina, el esfuerzo, el espíritu de superación, el respeto y el compañerismo, que pueden aplicar también en otros ámbitos de la vida y, por supuesto, en el estudio. Los deportes de equipo, según este experto, ayudan a los niños a ser más humildes y a ser capaces de reconocer sus errores; su actitud ante el trabajo y el estudio mejora y, con ello, también lo hace su rendimiento.

Sin embargo, advierte, para ello es necesario que estos niños sean dirigidos por profesionales que además de moldear sus aptitudes deportivas, les inculquen los valores mencionados anteriormente, y les recuerden que es más importante estudiar que meter goles. Jugar al fútbol en la calle, sin una orientación apropiada por parte de un adulto, sí puede distraerles de sus estudios y tener consecuencias negativas sobre su educación.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD