España alcanza los 116 infectados por coronavirus, un 25% en Madrid

El Ministerio de Sanidad confirma este lunes al menos 116 casos activos por coronavirus en España, de los cuales 32 pertenecen a Madrid, que junto a País Vasco son las dos comunidades con casos donde no se ha identificado aún su origen.

02/03/2020

Prevención del coronavirus

El director del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, ha analizado en rueda de prensa la situación del coronavirus en España, donde los casos confirmado superan ya los 100. En concreto, se estima que hay entre 115 y 120 casos activos identificados, distribuidos en diferentes comunidades autónomas: 32 en Madrid, 15 en la Comunidad Valenciana, 15 en Cataluña, 12 en Andalucía, 12 en País Vasco, 10 en Cantabria, 3 en Castilla y León, 7 en Canarias, 6 en Extremadura, 3 en Castilla-La Mancha, 1 en Navarra, 2 en Baleares y 1 en Asturias.

De todos ellos, los casos graves oscilan entre los 5 y los diez pacientes. La gran mayoría “no es que sean leves, es que están tratando a domicilio y muchos están ya recuperados”, ha querido tranquilizar Simón. 

Dentro de este incremento de casos sustancial , hay algunos brotes particulares. En Cantabria se han detectado los primeros 10 casos en las últimas horas, se debe a un agrupamiento todos centrados en importaciones, con lo cual son casos procedentes de Italia que han generado un agrupamiento de casos local bien identificado. Respecto a Madrid, la Comunidad que ha registrado por el momento más casos, tenemos según Simón "varias situaciones con interpretación diferente, tenemos casos asociados a viajes, brotes secundarios a casos identificados, que en principio están relativamente controlados, y luego tenemos situaciones de interés en las que se producen estos casos, una es Torrejón, con un brote asociado a un caso índice hospitalizado en el que se está haciendo un esfuerzo muy importante por identificar hacia atrás donde se pudo infectar, pero lo cierto es que no tenemos todavía claro el punto de infección, aunque hay varias hipótesis, pero no sabemos si realmente podremos llegar a considerarlo, y no sabemos si puede haber relación con otras situaciones que se están identificando en Torrejón, y que guarden relación con otros casos".

La otra situación de interés en Torrejón, ha proseguido relatando Simón "es un agrupamiento de casos asociado a un grupo religioso" de tipo evangélico, tal y como ocurrió en el inicio de la tranmisión comunitaria en el brote de Corea, el país más afectado hasta la fecha por el coronavirus después de China (con más de 3.000 contagiados). "Estamos investigando si podrían o no tener relación con algunos casos aislados de personas que pertenecen a grupos religiosos similares" de otras comunidades autónomas, y que podrían haberse infectado en el extranjero, ha puntualizado Simón. 

Por otro lado, el primer paciente confirmado por coronavirus en Andalucía, que se encontraba ingresado en el Hospital Virgen del Rocío de Sevilla, ha sido ya dado de alta tras dar negativo en los últimos análisis realizados, y continuará en seguimiento activo en su domicilio.

Medidas de prevención que se están valorando

En relación a las medidas que se están valorando para tratar de frenar los contagios, Fernando Simón ha informado que va a extremarse la sensibilidad en los sistemas de vigilancia para ser capaces de detectar de la manera más precoz posible los posibles casos y controlar la cadena de transmisión en grupos localizados o transmisión comunitaria. 

Otras medidas estarían dirigidas a garantizar que el personal sanitario esté disponible para hacer el trabajo de contención del coronavirus en los hospitales y eviten situaciones de riesgo, lo que incluye restricciones a la hora de acudir a reuniones nacionales o internacionales con el fin de reducir su riesgo de contagio.

Al margen de esto, hay varias iniciativas enfocadas a obtener garantías de que las medidas que Italia está anunciando se estén implementando en su país debidamente. 

A nivel individual, han recordado de nuevo, que es importante que toda la ciudadanía sea consciente de que la higiene básica es fundamental, desde un adecuado lavado de manos, cubrirse la boca y la nariz al toser con el antebrazo, y usar pañuelos desechables.

Posible paso a una siguiente fase de mitigación

El director del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias ha reafirmado que nos mantenemos por ahora en fase de contención, y por el momento no se recomienda suspender eventos sociales, pero sí hay medidas a tomar a nivel colectivo e individual, como que las personas con síntomas respiratorios no acudan a eventos colectivos.

Cuando se le ha planteado si existe la posibilidad de pasar a una siguiente fase, la fase de mitigación, es decir, cuando ya no tenemos controlados los grupos que se pueden infectar, aunque sí hacer frente a nivel sanitario a los casos, ha querido ser muy cauto ya que entiende que estas medidas "tienen un fuerte impacto socioeconómico". Aunque ha dejado la puerta abierta a que en algunas zonas "es posible que se pueda cambiar de escenario". Si bien el 90 % de los casos son casos importados "y en esas zonas no tiene sentido plantearse este cambio de escenario", lo cierto es que en las zonas donde podría haber transmisión comunitaria y el origen de algunos casos aún no ha podido ser identificado, es decir en zonas concretas de la Comunidad de Madrid y del País Vasco, sí "habría que estar preparados para un posible cambio de escenario".

Estas medidas si se asume que hemos cambiado de escenario, tendrían que ver con restricciones de agrupamientos, que podrían afectar a personas de cualquier tipo de colectivo, incluidos niños, como cierres de escuelas, o controles de eventos en los que se aglomeren grandes cantidades de personas. Pero la más eficaz sería que "las personas con síntomas asuman la responsabilidad de quedarse en casa o que cuando soliciten consejo médico las personas con síntomas que sean de riesgo soliciten el uso de mascarillas (el resto no)". Este paso de fase significa que "asumiríamos que en esas zonas no se puede controlar la transmisión y que hay transmisión generalizada, lo que se puede controlar es que salga de esas zonas, no aislando a la gente, pero sí reducir los riesgos de la movilidad de las personas de esa zona a otros lugares, el objetivo sería que el impacto de la transmisión sería menor que si no se tomaran estas medidas".

No obstante, "no conviene adelantar acontecimientos y adelantarse en el mensaje" ha querido tranquilizar Simón. “No podemos retrasarnos, hay que estar preparados, en cualquier momento podemos estar en un escenario diferente”, pero los sistemas sanitarios pueden verse desbordados, y conviene no precipitarse.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD