PUBLICIDAD

Los brotes de coronavirus en Italia, Irán y Corea disparan el temor a una pandemia

Los últimos datos sobre el coronavirus apuntan a que China parece estar conteniendo la enfermedad, pero la rápida extensión de los brotes en Italia, Irán y Corea del Sur aumentan el temor a una pandemia, para la que la OMS pide estar preparados.

25/02/2020

Temor a una pandemia mundial por coronavirus

China empieza a contener el coronavirus, pero no todos los países del mundo parecen estar igual de preparados para afrontar este desafío que está poniendo en jaque los sistemas de salud y las economías de más de una veintena de países. En su última aparición pública, Tedros Adhanom Ghebreyesus, el máximo mandatario de la Organización Mundial de la Salud ha dado una de cal y una de arena. Así, en primer lugar, ha anunciado las conclusiones del informe elaborado por la misión conjunta OMS-China en su visita al gigante asiático, donde las cifras de afectados por COVID-19 superan los 77.000, con más de 2.600 fallecimientos, y ha lanzado un "mensaje de esperanza" advirtiendo que continúa disminuyendo el número de casos. Sin embargo, ha dejado sobre la mesa el temor a una posible pandemia debido al rápido incremento de contagios en Italia –más de 200 afectados y 7 muertos–, Corea del Sur –más de 800 afectados– e Irán –la población duda de las cifras dadas por el Gobierno y la ausencia de controles fronterizos en algunas zonas apunta a que podría propagarse por Oriente Medio–.

Del informe elaborado por el equipo de la OMS que ha visitado varias provincias chinas afectadas por el nCov-2019, incluida Wuhan, epicentro del coronavirus, se extraen hallazgos importantes sobre la transmisibilidad del virus, la gravedad de la enfermedad y el impacto de las medidas tomadas. Así, apuntan que la epidemia alcanzó en China su punto máximo y se estabilizó entre el 23 de enero y el 2 de febrero, y desde entonces ha ido disminuyendo constantemente gracias, según el equipo del Dr. Bruce Aylward, a las medidas tomadas por el Gobierno chino.

Por otro lado, han descubierto que no ha habido cambios significativos en el ADN del virus. Descubrieron que la tasa de mortalidad está entre 2% y 4% en Wuhan, y en un 0,7% fuera de Wuhan. Y hallaron que para las personas con enfermedad leve, el tiempo de recuperación es de aproximadamente dos semanas, mientras que las personas con enfermedad grave o crítica se recuperan en tres a seis semanas.

Situación preocupante fuera de China

Fuera de China, al menos 34 países han registrado casos, que superan ya los 2.074 casos y 23 muertes. Como ha reocnocido la OMS, "los repentinos aumentos de casos en Italia, la República Islámica del Irán y la República de Corea son profundamente preocupantes". Especialimente, la irrupción del virus en el norte de Italia, aislando a decenas de miles de italianos y paralizando a la tercera economía de la Unión Europea (Milán), parece haber hecho tambalearse las previsiones de la OMS y ha hecho temblar en paralelo las bolsas, inevitable termómetro de la salud global, contribuyendo a respaldar entre la población la percepción de que el riesgo de propagación no está controlado.

Las palabras del Director General de la OMS este 24 de febrero tampoco han contribuido a la calma que parece reclamar el momento, ya que en su discurso, a pesar de hacer un llamamiento a "centrarse en la contención", ha deslizado la palabra 'pandemia' poniéndola en el centro del debate: "¿Este virus tiene potencial pandémico? Por supuesto que sí. ¿Hemos llegado ya ese punto? Desde nuestra apreciación, todavía no".

Tedros ha intentado aclarar que "por el momento, no estamos presenciando la propagación mundial incontenible de este virus, y no estamos presenciando una enfermedad grave o muerte a gran escala. Entonces, ¿cómo debemos describir la situación actual? Lo que vemos son epidemias en diferentes partes del mundo, que afectan a los países de diferentes maneras y requieren una respuesta personalizada". Tras ello, ha llamado a la unidad, "este es un momento para que todos los países, comunidades, familias e individuos se concentren en la preparación. Debemos centrarnos en la contención, mientras hacemos todo lo posible para prepararnos para una posible pandemia".

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD