PUBLICIDAD

Noticias Bebés y niños

Los pediatras aconsejan que se ayude a los niños a elegir los juguetes en Navidad

Un niño pequeño juega con unos cubos de colores

15 de Diciembre de 2011

Muchos niños ya han enviado la carta a Papa Noel y a los Reyes Magos, y esperan sus regalos de Navidad con gran ilusión. Los juguetes, además de divertir y entretener, pueden servir para facilitar el desarrollo y la educación de los más pequeños, estimular su imaginación y volverles más creativos. Por ello, los pediatras aconsejan a los padres que ayuden a sus hijos a elegir los juguetes, y aseguran que los más apropiados son los que fomentan los deseos de experimentar de los niños y su creatividad.

A la hora de escoger los regalos, es muy importante tener en cuenta la edad del niño. Hasta los dos años, por ejemplo, tienden a llevarse todo a la boca, por lo que los juguetes no pueden tener bordes afilados o puntiagudos, deben estar hechos de materiales blanditos que carezcan de toxicidad, y no pueden tener piezas pequeñas que el niño podría introducirse en la boca, nariz, oídos… A estas edades, además, es necesario que un adulto juegue y hable con ellos para facilitar el desarrollo del lenguaje y su interacción con las personas de su entorno.

Los juguetes electrónicos contribuyen a que los niños se familiaricen con el mundo de la informática, y pueden ser un eficaz complemento educativo

A partir de los 3 o 4 años los niños son más creativos y tienen más desarrollada la coordinación motriz fina, por lo que son capaces de divertirse con juegos de construcción, modelar con plastilina, dibujar, e inventar historias con sus muñecos preferidos.

Los juegos en los que participan varios jugadores y en los que hay que atenerse a unas normas establecidas, son muy apropiados para los niños en edad escolar porque les ayudan a razonar, a trabajar en equipo, y promueven las relaciones sociales. En esta etapa también es importante fomentar el hábito de la lectura.

Los juguetes electrónicos están entre los preferidos de los niños de esta edad, y la doctora Ana Martínez Rubio, pediatra de Atención Primaria en el Centro de Salud de Camas (Sevilla), y miembro de la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap), cree que resultan muy instructivos porque contribuyen a que los niños se familiaricen con el mundo de la informática, y pueden ser un eficaz complemento educativo. Sin embargo, advierte que es necesario restringir el tiempo que se dedica a este tipo de entretenimientos.

La experta también recomienda a los padres que limiten el tiempo que pasan sus hijos viendo la televisión porque, sobre todo en estas fechas, la gran cantidad de publicidad sobre juguetes puede confundir a los pequeños, incitándoles al consumismo y a quererlo todo. En su opinión, los niños no deberían pedir más de dos o tres juguetes o juegos, siempre asesorados por los padres.

Consejos para elegir bien los juguetes en Navidad

Los expertos insisten en que se preste sobre todo atención a que los juguetes cumplan todas las normas de seguridad y sean apropiados para que el pequeño pueda manipularlos sin que ni él ni nadie de su entorno corran ningún riesgo. Para no fallar en la elección, el doctor Antonio Redondo, pediatra, recomienda:

  • Leer atentamente las indicaciones que figuran en las cajas o envases, comprobando que es adecuado para la edad que tiene el niño, y que cumple con las normas de seguridad que dicta la ley.
  • Escoger juguetes de buena calidad, que sean de confianza, e informarse bien sobre el modo de empleo.
  • No comprar juguetes que resulten demasiado difíciles para la capacidad o habilidad del niño.  
  • No utilizar en el interior de la vivienda balones, patines, bicicletas, juguetes que se lancen o disparen, o cualquier dispositivo que esté indicado para el exterior, para evitar que el niño u otras personas puedan accidentarse.  
  • Visitar las tiendas para ver todas las alternativas disponibles porque no todos los juguetes aparecen en la publicidad.  
  • Revisar periódicamente los juguetes para comprobar que están en buen estado y que no suponen ningún peligro para el niño.  
  • Comprobar que los juguetes que sirven para subirse a ellos son estables y seguros, y no presentan ningún defecto de montaje que pueda constituir un riesgo.

Fuentes: Sociedad Española de Pediatría Extrahospitalaria y Atención Primaria (SEPEAP) y Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap)

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

39%
es la efectividad de la vacuna de la gripe para prevenir ingresos hospitalarios en personas de entre 65 y 79 años
'Fuente: 'Centro de Investigación Biomédica en Red de Epidemiología y Salud Pública (CIBERESP)''