Entrenadores personales: cómo pueden ayudarte

Lo que antes era un lujo de famosos y deportistas ya está al alcance de tu mano. Si tienes poco tiempo o te falta voluntad para ponerte un forma, tal vez necesites contratar un entrenador personal. Te damos las claves para escogerlo.

Qué son los entrenadores personales y cómo elegirlos

Entrenadores personales
El entrenador personal es clave en la consecución de los objetivos de su cliente.

Actualizado: 27 de noviembre de 2022

Qué es un entrenador personal y cómo te ayuda

Lo que antes era un capricho o un lujo de famosos y deportistas ya está al alcance de tu mano. Si tienes poco tiempo o te falta voluntad para ponerte un forma, tal vez necesites contratar un entrenador personal. Te damos las claves para escogerlo.

El trabajo de un entrenador personal no es otro que supervisar individualmente la puesta en forma de una persona. No se trata sólo de planificar una tabla de ejercicios, sino también de controlar otros aspectos, como la motivación o la dieta, fundamentales para que el éxito del trabajo iniciado por el entrenador sea todo un éxito para cada cliente, quien debe valorar profesionalidad, planes individuales y formación antes de decantarse por la contratación de sus servicios.

PUBLICIDAD

En este sentido, un entrenador personal debe ser la pieza clave para que su cliente consiga sus objetivos (siempre realistas) de una manera más rápida y efectiva, ya sean estos adelgazar, aumentar masa muscular, mantener la forma física, potenciar la flexibilidad, etcétera.

Hasta ahora, la figura del entrenador personal estaba reservada para las clases más privilegiadas, pero ya no hace falta ser una estrella del cine o del deporte para contar con el apoyo de estos profesionales. El coste medio de una sesión puede rondar los 30 euros, lo mismo que, por ejemplo, una clase particular de inglés. Aun así, los honorarios finales dependerán de la dedicación y exclusividad que se necesite.

Entrenador personal muestra ejercicios personalizados a su clienta

Cómo trabaja un entrenador personal

Antes de empezar a trabajar, hay que consensuar con el entrenador personal los objetivos que se quieren alcanzar. Después, éste hará una evaluación de tu estado físico y emitirá sus recomendaciones. En función de tus características, el entrenador diseñará una pauta de ejercicios y supervisará que se realizan correctamente. Es muy importante este último punto, puesto que así se evitarán lesiones indeseadas.

PUBLICIDAD

Las sesiones pueden realizarse en el domicilio particular, si se dispone del material necesario o se trata de ejercicios que no necesiten maquinaria, o bien en un gimnasio, ya sea concertado por el propio entrenador o al que acudas habitualmente. Una tercera opción es practicar cualquier deporte de exteriores bajo la supervisión del preparador.

Félix Muñoz, entrenador personal desde hace quince años, señala que “no hay necesidad de que todas las sesiones sean presenciales”. En su opinión, lo habitual es acompañar a la persona durante tres o cuatro clases de una hora durante la primera semana, en las que además de explicarle la pauta, se vigila que se realicen correctamente y se modifica en función de cómo se desarrollen los ejercicios. A partir de ahí, conviene quedar periódicamente con el preparador, una o dos veces cada quince días, o bien a medida que se vayan alcanzando las metas fijadas.

Entrenador personal ayuda a hacer bien un ejercicio a una mujer

Características que debe reunir un buen entrenador personal

Internet suele ser el canal más utilizado por quienes buscan un entrenador personal low cost por debajo de los 30 euros por sesión. Incluso hay ofertas de preparadores online que realizan una o dos visitas personales y, a partir de ahí, gestionan las pautas a distancia.

PUBLICIDAD

Sin embargo, Félix Muñoz advierte de que existen numerosos monitores que no reúnen las cualidades para convertirse en un entrenador personal. “Además de tener experiencia en el ámbito deportivo, es necesario tener conocimientos nutricionales y formación psicológica. Los entrenadores personales no sólo incidimos en la práctica de ejercicio, sino que debemos saber motivar a nuestros clientes para que sean más perseverantes, que no caigan en la rutina para que no abandonen, e incluso incentivar un cambio, cuando sea necesario, en los hábitos alimenticios”, señala Muñoz.

Además, en su opinión, cuando se trabaje con dietas, es recomendable acudir a un médico para que supervise el estado de salud con regularidad. “Aunque hay algunos casos de profesionales más cualificados, la mayoría no somos nutricionistas titulados”, apunta.

PUBLICIDAD

Dónde encontrar un entrenador personal

Una forma práctica de encontrar un preparador personal es preguntar a los monitores de los gimnasios, tanto públicos como privados, ya que es frecuente que ellos mismos se dediquen a esta actividad fuera de su trabajo habitual o tengan compañeros de profesión que se dediquen a ello en exclusiva. Una de las ventajas de esta fórmula es que permite conocer a los potenciales entrenadores antes de contratarlos. Ten en cuenta que la confianza es clave para que el entrenamiento dé resultados.

Cuando se haga una búsqueda a ciegas, Muñoz recomienda, por ejemplo, contactar con una asociación profesional como una garantía adicional. Información global la podemos encontrar en la Asociación Internacional de entrenadores personales (Internacional Personal Trainers & Coaching Association, IPTCA), aunque la mayoría de los países cuentan con una asociación nacional como, por ejemplo, España, donde existe la Federación Española de Entrenadores Personales y Fitness.

PUBLICIDAD

Igualmente, aquellas personas que sufran una patología que haga peligroso la práctica de ejercicio físico sin un control especial deben tener aún más cuidado al elegir un entrenador personal. Así, es conveniente preguntar al especialista y, si no conoce entrenadores adecuados, los centros de medicina deportiva pueden ser un buen lugar para encontrar buenos profesionales.

Entrenador personal supervisando una sesión de ejercicio

Consejos de un entrenador personal

Nuestro particular entrenador personal, Félix Muñoz, comparte contigo estos consejos básicos para animarte a ponerte en forma con garantías de éxito:

  • Realiza ejercicio al menos media hora, como mínimo, cuatro veces a la semana. Elige siempre actividades que te gusten: nadar, andar en bici, ir al gimnasio…
  • Aumenta la actividad física en tu vida diaria: subir las escaleras andando en lugar de usar el ascensor, aparcar el coche a medio kilómetro del trabajo para ir caminando, etcétera.

    PUBLICIDAD

  • Haz ejercicio por las mañanas antes de desayunar, pero después de haber tomado algo de fruta.
  • ¿Y si te apuntas a clases para aprender un deporte? El objetivo es divertirse mientras se queman calorías. Prueba con clases de baile, golf, pádel…
  • Si la fuerza de voluntad flaquea, intenta hacer deporte en compañía. El valor de un entrenador personal no sólo está en los consejos profesionales, sino también en que acompaña durante la práctica de ejercicio.
  • No descuides tu alimentación. Por las mañanas, desayuna fruta y cereales, porque además de ser ricos en fibra aportan minerales y vitaminas. Por las noches, una cena ligera es clave para no recuperar las calorías que hemos quemado durante el día.

Creado: 9 de diciembre de 2011

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD