Antiviral español muestra una potente eficacia contra el coronavirus

Plitidepsina (aplidina), un antiviral fabricado en España por Pharmamar, demuestra una potente eficacia preclínica para combatir el coronavirus y disminuye en ratones alrededor de 100 veces más que el remdesivir la replicación del SARS-CoV-2.
Escrito por: Eva Salabert

26/01/2021

Aplidina, potente anticoronavirus español

La plitidepsina, un fármaco antiviral desarrollado por la compañía española PharmaMar, ha mostrado una gran eficacia para combatir la infección por coronavirus en un ensayo preclínico, y podría convertirse en un tratamiento de primera línea contra el COVID-19. Las primeras evidencias científicas contrastadas que demuestran que es hasta 100 veces más efectivo contra este virus que el remdesivir –el primer antiviral aprobado para tratar el COVID-19– se han publicado en Science.

Plitidepsina es un medicamento sintético de origen marino que se comercializa con el nombre de Aplidina y se desarrolló para el tratamiento del mieloma múltiple –un cáncer de la sangre–, aunque hasta ahora solo está autorizado en Australia. Se ha estado probando en ensayos clínicos para tratar la infección por SARS-CoV-2, y según PharmaMar es capaz de reducir la carga viral en los pacientes hospitalizados, pero estos resultados no han sido revisados ni publicados aún en una revista científica.

"La plitidepsina inhibe el SARS-CoV-2, independientemente de cual sea su mutación en su proteína S, como las de las cepas británica, sudafricana, brasileña”

El nuevo estudio ha sido llevado a cabo por un equipo de investigadores dirigidos por el virólogo español Adolfo García-Sastre, del Hospital Monte Sinaí de Nueva York, en colaboración con científicos de la Universidad de California en San Francisco, el Instituto Pasteur en París y de PharmaMar, que han evaluado la capacidad de fármacos conocidos para interferir con las interacciones que se establecen entre las proteínas del coronavirus y las humanas.

La plitidepsina impide que el coronavirus se replique

De esta forma han logrado identificar 47 drogas que podrían ser útiles, y la plitidepsina parece ser la más prometedora de todas ellas, porque es entre nueve y 85 veces más eficaz al impedir que el virus se multiplique que otros dos de los medicamentos más relevantes del grupo seleccionado. Al comparar los efectos de la plitidepsina con los del remdesivir en dos modelos de ratones infectados por el coronavirus han comprobado que la primera disminuye alrededor de 100 veces más la replicación del virus y que también actúa contra la inflamación de las vías respiratorias.

La plitidepsina bloquea una proteína humana denominada eEF1A que es imprescindible para que funcione la maquinaria de replicación del SARS-CoV-2

En concreto, la plitidepsina bloquea una proteína humana denominada eEF1A que es imprescindible para que funcione la maquinaria de replicación del SARS-CoV-2. Las terapias que en vez de actuar contra el virus se dirigen a una determinada proteína del paciente resisten mejor la aparición de nuevas mutaciones del patógeno y por eso la aparición de nuevas cepas no afectaría tanto a este tipo de tratamientos. Otra de las ventajas asociada al uso de plitidepsina es que ya se ha comprobado que no provoca toxicidad si se administra en dosis moderadas.

José María Fernández, presidente de Pharmamar, ha declarado que “este trabajo confirma tanto la potente actividad como el alto índice terapéutico de la plitidepsina y que, por su especial mecanismo de acción, inhibe el SARS-CoV-2, independientemente de cual sea su mutación en su proteína S, como las de las cepas británica, sudafricana, brasileña, o las nuevas variantes que han salido recientemente en Dinamarca”. La farmacéutica solicitará la autorización para comenzar un ensayo de fase III en el que se analizará la efectividad de este fármaco en pacientes con COVID-19 ingresados en hospitales.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD