PUBLICIDAD
Ejercicio y deporte
Ejercicio en el embarazo
La práctica de ejercicio suscita dudas entre las embarazadas. Es importante que tengas una visión amplia de todas las posibilidades para que practicar deporte resulte seguro tanto para ti como para tu bebé.

Riesgos del ejercicio durante el embarazo

Realizar esfuerzos físicos en exceso de manera continua durante el embarazo puede acompañarse de un mayor riesgo de parto prematuro, malformaciones fetales y retraso en el crecimiento intrauterino. Por ello, es recomendable seguir una rutina diaria de ejercicios de estiramiento, calentamiento y relajación.

¿Es verdad que la mujer embarazada puede tener más probabilidades de tener alguna lesión cuando practica ejercicio físico?

Es cierto, esto es debido a que los cambios hormonales que la mujer sufre durante el embarazo hacen que las articulaciones estén “más sueltas” (laxitud ligamentosa), haciendo que la embarazada esté más predispuesta a sufrir algún tipo de lesión (esguince de tobillo, hombros, etcétera).

¿La práctica de ejercicio físico puede afectar al crecimiento o desarrollo del feto?

Diversos estudios realizados sobre la actividad física y el crecimiento o desarrollo fetal generalmente indican que en una mujer sana, bien alimentada, no afecta negativamente al crecimiento o desarrollo del bebé.

¿Es cierto que el ejercicio físico puede ayudar a tener contracciones uterinas?

Los estudios realizados hasta el momento no han podido demostrar este hecho. Sin embargo, la práctica de ejercicio aumenta la concentración de hormonas en la sangre, entre ellas está la noradrenalina, que tiene la capacidad de estimular al útero por lo que, teóricamente, podría estimular las contracciones uterinas desencadenando un parto prematuro.

Riesgos de la embarazada

La práctica de ejercicio físico puede agravar los riesgos que tiende a sufrir la mujer embarazada, entre los que se encuentran:

  • Hipoglucemia (bajo contenido de azúcar en sangre).
  • Puede sufrir abortos en el primer trimestre de embarazo.
  • Puede tener partos prematuros.
  • Puede presentar lesiones músculo esqueléticas.

Síntomas por los que habría que acudir al médico

Cualquier embarazada que realice deporte tiene que estar informada de ciertos síntomas que pueden presentarse y que indican la necesidad de dejar de hacer ejercicio, y acudir lo antes posible a la consulta del especialista.

  • Hemorragia vaginal.
  • Dificultad para respirar (al realizar deporte es normal que la embarazada tenga una respiración más entrecortada, pero si este hecho se prolonga demasiado puede indicar la existencia de alguna complicación).
  • Mareo.
  • Debilidad.
  • Dolor de cabeza.
  • Dolor en el pecho (palpitaciones o taquicardias pueden ser indicios de la existencia de algún problema cardíaco).
  • Debilidad muscular.
  • Dolor o hinchazón de piernas.
  • Sensación de contracciones.
  • Reducción o ausencia repentina de los movimientos del feto.
  • Pérdida de líquido a través de la vagina.

Contraindicaciones para la práctica de ejercicio en el embarazo

El ejercicio físico está contraindicado en mujeres embarazadas que presenten las siguientes condiciones:

PUBLICIDAD
Noticias relacionadas:
PUBLICIDADAinara, ayuda para la sequedad vaginal

Entrevista con el experto

El nadador David Meca
“'No quiero' 'No puedo', o 'Ibiza está demasiado lejos para ir nadando', no están en el vocabulario de mi equipo. Hay que rodearse de gente que te motive y te haga ver que todo es posible”

David Meca

Campeón del mundo de natación y autor del libro 'Yo no temo a los tiburones'

Salud en cifras

700
horas de sueño pierden los padres el primer año del bebé
Fuente: 'Fuente: 'Hospital Quirón Valencia''