PUBLICIDAD

El taichí mejora el bienestar y reduce caídas en personas con demencia

Los adultos mayores con un diagnóstico de demencia y que practican taichí –el arte marcial originado en China– podrían beneficiarse de una mejora de su calidad de vida, e incluso de un menor riesgo de caídas.
Escrito por: Natalia Castejón

02/12/2019

Personas practicando taichí

El taichí es una práctica de artes marciales que surgió en el imperio chino y que consiste en realizar movimientos suaves y lentos que están recomendados para cualquier sexo y edad. Un estudio reciente de la Universidad de Bournemouth (Reino Unido) ha encontrado que practicar esta modalidad de ejercicio podría ser beneficioso para las personas mayores que padecen demencia.

El objetivo del estudio, que se ha publicado en la revista Clinical Interventions in Aging, era analizar los efectos que tenía el taichí en un grupo de 85 personas diagnosticadas con demencia, donde 43 de ellas siguieron con su rutina diaria sin ningún cambio, y las 42 restantes incluyeron en ella la práctica de este ejercicio chino.

El taichí mejoró la calidad de vida de los ancianos en seis meses

Después de seis meses de análisis, los autores observaron que aquellos que habían practicado taichí tuvieron una mejora en la calidad de vida en general y menos riesgo de caídas, mientras que en el grupo de control ocurrió todo lo contrario y tuvieron un descenso en su calidad de vida y un incremento de los accidentes domésticos.

El taichí es un ejercicio suave y seguro que, aunque no ha demostrado mejorar el equilibrio, ayuda a reducir el riesgo de caídas en mayores con demencia

Según Samuel Nyman, líder del estudio, el resultado es importante porque las personas con demencia tienen el doble de probabilidades de caerse y de presentar lesiones a consecuencia de ello, algo que podría revertirse gracias al taichí. Para los investigadores, el taichí es la práctica más recomendada para los mayores con demencia porque se trata de ejercicios suaves y totalmente seguros; además, los cuidadores de los participantes les ayudaron durante las clases y en las sesiones que hicieron en casa.

A pesar de los hallazgos positivos, en este estudio no se encontraron mejoras en el equilibrio de los participantes –en uno realizado en 2017 por Guangzhou Sport University sí se observó este efecto–, aunque sí menos riesgo de caídas. Por ello, los investigadores quieren seguir analizando por qué el taichí es beneficioso en pacientes con demencia, y averiguar de qué forma influye este ejercicio en la prevención de este tipo de accidentes.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD