Sanidad aplaza otro mes la decisión sobre la 2ª dosis de AstraZeneca

Sanidad retrasa cuatro semanas más la decisión sobre la administración de la segunda dosis de AstraZeneca en los menores de 60 años que ya han recibido la primera hasta obtener resultados sobre si es seguro combinarla con Pfizer.
Escrito por: Eva Salabert

30/04/2021

Dos dosis de la vacuna AstraZeneca frente al COVID-19

Las personas menores de 60 años que ya han recibido una dosis de la vacuna de AstraZeneca tendrán que esperar un mes más para saber si recibirán una segunda dosis de este fármaco o de otra de las vacunas ya aprobadas, ya que la Comisión de Salud Publica, en representación de todas las comunidades autónomas españolas y el Ministerio de Sanidad, ha aplazado esta decisión con el objetivo de recabar más información que permita garantizar la seguridad del uso del fármaco en este grupo de la población.

A pesar de haber encontrado un posible vínculo entre la vacunación con este fármaco y la aparición de trombos, la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) lo considera un efecto adverso muy poco frecuente y recomienda administrar la segunda dosis de AstraZeneca a los que recibieron la primera, porque no se tienen evidencias hasta ahora de que combinar vacunas sea seguro o efectivo, aunque ya se han iniciado ensayos clínicos para comprobarlo. De hecho, también la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha desaconsejado mezclar vacunas.

La Agencia Europea de Medicamentos (EMA) recomienda no combinar vacunas y administrar la segunda dosis de AstraZeneca a los que recibieron la primera

A mediados de la próxima semana los vacunados con la primera dosis de AstraZeneca ya deberían recibir la segunda, de acuerdo a la ficha técnica de la vacuna, pero el Ministerio de Sanidad ha informado que ha postergado la decisión de administrarla de 12 a 16 semanas con el objetivo de tener margen para analizar los datos de farmacovigilancia que continúen publicándose sobre el empleo de la segunda dosis de AstraZeneca en este grupo de edad, además de los que se vayan conociendo sobre la administración de una vacuna diferente a quienes hayan recibido la primera dosis de esta. También se dispondrá de los resultados del estudio de intercambiabilidad de dosis de la Universidad de Oxford y de otros ensayos clínicos como el que ha comenzado el ISCIII en España denominado CombivacS.

Desde Sanidad han justificado su decisión señalando que “España, al igual que Irlanda, y siguiendo el principio de precaución, opta así por esperar a tener más información de los estudios en marcha y de la experiencia de otros países”. Y añade, “las personas menores de 60 años tienen un menor riesgo de enfermedad grave y la prioridad en este momento es vacunar a los mayores de 60 años lo antes posible para evitar hospitalizaciones y fallecimientos en una situación epidemiológica de incidencias acumuladas en ascenso”

La primera dosis de AstraZeneca tiene una efectividad del 80%

La Federación de las Asociaciones Científico Médicas Españolas (FACME), organización de ámbito nacional que agrupa a 46 sociedades científico-médicas, apoya esta decisión. Es importante resaltar que la primera dosis de AstraZeneca tiene una efectividad aproximada del 80%, por lo que las autoridades sanitarias han expresado que las personas menores de 60 años que están esperando la segunda dosis pueden estar tranquilas.

Las personas que han pasado el COVID-19 y ya han sido vacunadas con una dosis de AstraZeneca, no necesitan una segunda dosis

En el caso de aquellas personas que han pasado el COVID-19 y ya han sido vacunadas con una dosis de AstraZeneca, no es necesaria una segunda dosis y, tal y como recoge la Actualización 6 de la Estrategia de Vacunas, su pauta de vacunación ya se considera completa.

Lo más importante en este momento, han destacado desde la Comisión de Salud Pública, es vacunarse, ya que se ha comprobado la seguridad de todas las vacunas en los grupos para los que están indicadas, y todas ellas son efectivas y previenen enfermedad grave, ingreso hospitalario y muerte.

Han recordado también que por el momento toda la población, incluidas las personas que ya están vacunadas, deben seguir manteniendo las seis medidas preventivas básicas: distancia de seguridad, uso de mascarilla, lavado de manos, máxima ventilación en interiores, actividades al aire libre siempre que sea posible y limitar el número de contactos; además, por su puesto, de aislarse en el domicilio en caso de experimentar síntomas o haber estado en contacto con un infectado.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD