PUBLICIDAD

Noticias Bebés y niños

Asocian traumas infantiles y peor salud en la adultez

Sufrir experiencias adversas durante la infancia por vivir en un ambiente psicosocial estresante, puede tener consecuencias negativas sobre la salud en las siguientes décadas de la vida.
Niña sentada de cara a la pared

Sufrir adversidades en la infancia afecta negativamente a la salud durante la vida adulta

05 de Febrero de 2015

Sufrir experiencias adversas durante la infancia, lo que se conoce como ACE –que son las siglas de la expresión inglesa Adverse Childhood Experiences–, puede tener consecuencias sobre la salud en las siguientes décadas de la vida, según ha revelado un estudio en el que se siguió durante años a miles de personas nacidas en Reino Unido, y que se ha publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS).

Vivir en un ambiente psicosocial que cause estrés al niño, o los traumas originados por diversos problemas familiares, como el divorcio o la muerte de los progenitores, o que algún miembro de la familia sea alcohólico o padezca una enfermedad psiquiátrica, entre otros, se asocian con un mayor desgaste fisiológico cuando la persona llega a la edad adulta.

Los investigadores obtuvieron datos del National Child Development Study, que incluía a miles de personas nacidas en Reino Unido durante una semana de 1958, de los que seleccionaron a 3.753 hombres y 3.782 mujeres y les hicieron un seguimiento a lo largo de sus vidas para analizar distintos parámetros sociales y de salud.

Las personas que habían sufrido adversidades en la infancia, en su vida adulta tenían en promedio un nivel socioeconómico y educativo inferior, y eran más propensas a presentar conductas de riesgo para la salud

Comprobaron que las personas que habían sufrido adversidades en la infancia en su vida adulta tenían en promedio un nivel socioeconómico y educativo inferior y eran más propensos a presentar conductas de riesgo para la salud como fumar, consumir alcohol, o tener un mayor índice de masa corporal.

Las principales características perjudiciales para la salud en los hombres que habían experimentado la adversidad en su infancia destacaron el hábito tabáquico, y tener un nivel tanto educativo como económico bajos. En el caso de las mujeres con algún trauma infantil, a los factores mencionados se sumaba un índice de masa corporal elevado.

Los autores del trabajo afirman que su estudio revela el impacto que tiene el ambiente social en el que se cría un niño sobre su futuro bienestar y su salud. Como ha explicado Cristina Barboza Solís, investigadora de la Univesidad de Costa Rica, que actualmente trabaja en la Universidad Paul Sabatier de Toulousse (Francia), es vital reconocer que la infancia es un periodo de oportunidades en términos de salud y establecer nueva políticas de salud pública de la población.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

1%
de la población padece algún trastorno del espectro autista (TEA)
'Fuente: 'Fundaciones del ámbito social y de salud, Ampans y Althaia''