PUBLICIDAD

Material de escalada para principiantes
Si te gusta la naturaleza y el deporte y quieres compaginarlos practicando una actividad exigente y gratificante como es la escalada debes conocer qué materiales básicos vas a necesitar para iniciarte y empezar a disfrutar.
Escrito por L. García, Periodista especializada en tercera edad, belleza y ejercicio

Cuerdas de escalada: tipos, usos y cómo elegirlas

Cuerdas de escalada

Otro material básico de escalada al que hay que prestar una atención crucial es las cuerdas, que presentan una serie de características generales que agrupan a todos los tipos. Así, el escalador David Álvarez nos explica que “la longitud de las cuerdas está entre los 40 y los 80 metros”; a este respecto, aconseja “las largas por si hay que cortarlas, porque el mayor deterioro se da a tres metros de los extremos”.

“Todas las cuerdas tienen una marca en el centro como medida de seguridad para controlar la longitud de cuerda restante. Es importante modificarla si se corta la cuerda por algún extremo para que siga en el centro exacto”, señala el experto, que añade que algunos modelos tienen también unas marcas de final para que el escalador vea cuando se está a punto de acabar. Como medida extra de prevención para evitar accidentes, aconseja “dar un nudo de seguridad en cada extremo de la cuerda para que ésta no pueda atravesar el aparato asegurador”.

Tipos de cuerdas de escalada

En el mercado actual existen varios tipos de cuerdas, cuyo material más habitual en ellas es la poliamida; están compuestas por un alma de hilo resistente cubierto por una capa que la protege. Cada una tiene unas características específicas:

Tipos de cuerdas para escalada
  • Cuerdas dinámicas de uso simple: el hecho de llamarse ‘simple’ se debe a que no se pueden usar con otros tipos de cuerdas. Es fácil reconocerlas porque tienen marcado un “1” en los extremos. Están diseñadas para la escalada deportiva, la tradicional y el top rope. Según su diámetro tienen diferentes usos:
    • Hasta 9,4mm. Al ser más ligeras son buenas para largos ascensos, en los que todo peso que se evite cargar se agradece. Su hándicap es que están más sometidas a la abrasión y, por tanto, tienen menos durabilidad.
    • De 9,5mm a 9,9mm. Son las cuerdas más estándar porque son las intermedias. Sin ser las mejores para nada, son adecuadas para todo.
    • De más de 10mm. Al tener el mayor grosor de todas son las más duraderas y las adecuadas para aquellos que necesiten que sus cuerdas sean seguras por más tiempo, a pesar del peso.
  • Cuerdas de uso doble: se utilizan dos cuerdas alternativamente para estar siempre sujeto y que resulte mucho más seguro al no estar el escalador suelto en ningún momento. Se las distingue a la hora de comprarlas por tener una marca en los extremos que pone “1/2”. Su diámetro suele ser entre 8 y 9mm. La tranquilidad que aporta tener dos cuerdas y que aun rompiéndose una siempre hay otra hace que el escalador disfrute más de la experiencia. Su principal uso es para montañismo y escalada en hielo. Su principal dificultad es que requiere que haya que asegurar dos cuerdas constantemente en lugar de una, además de su peso.
  • Cuerdas gemelas. Con ellas se consigue una doble protección al usar dos cuerdas constantemente haciendo el mismo trabajo que hace una simple. Su diámetro está entre 7 y 8mm con lo que es más ligera que las de uso doble y es más fácil cargar con ellas. Tienen una marca de infinito en los extremos para diferenciarlas. Se utilizan especialmente en alpinismo y escalada en hielo.

Actualizado: 5 de Diciembre de 2018

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD