PUBLICIDAD

  1. Inicio
  2. Noticias
  3. Noticias de Ejercicio y deporte

El yoga podría ser de ayuda frente a la incontinencia urinaria

Practicar una serie de posturas de yoga semanalmente podría ayudar a las mujeres mayores con incontinencia urinaria a fortalecer su suelo pélvico y reducir hasta en un 74% los episodios de pérdidas de orina.
Escrito por: Natalia Castejón

28/05/2018

Mujer mayor practicando yoga

15 posturas de estilo Iyengar,centradas en el fortalecimiento del suelo pélvico, podrían mejorar la incontinencia.

Algunas de las posturas de yoga, practicadas de manera habitual, pueden ayudar a reducir entre un 51% y un 74% los episodios de incontinencia urinaria en mujeres mayores. Así lo ha demostrado un estudio presentado recientemente en la 113ª Reunión Anual de la Asociación Americana de Urología (AUA), celebrada en San Francisco (EE.UU.).

La investigación, que ha sido publicada en el Journal of Urology, se realizó gracias a la participación de 56 mujeres entre 55 y 83 años que tenían un diagnóstico de incontinencia urinaria y que jamás habían practicado yoga. Para poder obtener los resultados, fueron divididas en dos grupos, uno de ellos se sometió a clases de yoga con 15 posturas de estilo Iyengar centradas en el fortalecimiento del suelo pélvico, y el otro grupo hizo ejercicio de estiramientos y de fuerza generales, sin centrarse en el área pélvica.

El yoga de estilo Iyengar practicado de manera frecuente puede ayudar a fortalecer el suelo pélvico en la tercera edad y evitar pérdidas de orina

Las sesiones tuvieron una periodicidad de dos veces a la semana más una sesión extra en casa, y los resultados se midieron mediante un cuestionario al inicio y después de tres meses de ejercicios. Del total de las mujeres, 50 lograron terminar todas las sesiones de yoga, con una asistencia de más del 90% a las sesiones semanales.

Los resultados mostraron un cambio que la Dra. Alison Huang, principal autora del estudio, ha catalogado como considerable. Al parecer, tanto ha sido así que el grupo con las posturas específicas para el suelo pélvico redujo un 74% los síntomas de la incontinencia urinaria y el grupo de control, a pesar de realizar ejercicios más genéricos, no se quedó atrás, pues los disminuyó un 51%.

Practicar yoga ayuda a controlar la vejiga hiperactiva

Al utilizar la relajación consciente y la respiración profunda, la práctica de yoga también ha demostrado, según los autores de la investigación, que puede ayudar a mejorar el estrés y la ansiedad y a equilibrar el sistema nervioso, factores que contribuyen a sufrir vejiga hiperactiva, reduciendo de esta manera el riesgo de padecer este problema que causa un aumento del número de micciones diarias y la sensación de urgencia de ganas de orinar, que impide en ocasiones llegar a tiempo al baño a tiempo, provocando pérdidas involuntarias de orina.

Si en próximos estudios más amplios se corroboran los efectos de este tipo de ejercicios en el aparato excretor, este tipo de actividad podría convertirse en una alternativa natural o complementaria a los fármacos para el tratamiento de la incontinencia urinaria.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD