El COVID-19 podría causar lesiones cardiacas en personas sanas

El coronavirus podría tener consecuencias fatales en personas con problemas cardiovasculares previos, pero una investigación ha descubierto que la enfermedad también podría provocar daños cardiacos en personas sanas.
Escrito por: Natalia Castejón

30/03/2020

El COVID-19 podría causar lesiones en el corazón de personas sanas

El coronavirus es especialmente peligroso para las personas con patologías cardiovasculares previas, considerados como uno de los grupos de riesgo, pero ahora un estudio realizado por miembros del Centro de Ciencias de la Salud de la Universidad de Texas en Houston (EE.UU.) ha descubierto además que contraer el COVID-19 podría dañar la musculatura cardiaca incluso en aquellos que están sanos.

La investigación, publicada en la revista JAMA Cardiology, quería conocer cómo afecta la infección por SARS-CoV-2 a la salud cardiovascular, pues solo se conoce que esta enfermedad puede causar daños pulmonares e incluso la muerte en los casos más graves. El Dr. Mohammad Madjid, principal autor del estudio, ha explicado que han encontrado que el coronavirus puede causar lesiones cardiovasculares tanto en personas sanas como en aquellas con enfermedades cardiacas, aunque ha destacado que el riesgo es mayor en estas últimas.

La tasa de mortalidad del coronavirus en pacientes con enfermedad cardiovasculares de un 10,5%

En estudios anteriores realizadas con otros tipos de coronavirus –como SARS-CoV o MERS-CoV– o gripe mostraron que este tipo de infecciones virales pueden provocar arritmias, síndromes coronarios agudos y el desarrollo o empeoramiento de la insuficiencia cardiaca. Además, un boletín clínico que ha dado a conocer el American College of Cardiology, indicó que la tasa de mortalidad del COVID-19 es de un 10,5% en pacientes con enfermedad cardiovascular.

Recomiendan vacunarse de neumonía en grupos de riesgo

Las personas mayores de 65 años con hipertensión o enfermedad coronaria son más proclives a contraer el COVID-19 y a tener síntomas más graves de la enfermedad. Según los investigadores del estudio los caso más críticos son los que presentan shock séptico (inflamación), insuficiencia respiratoria y disfunción o fallo multiorgánico que deriva en el fallecimiento del paciente.

El Dr. Madjid ha explicado que es razonable que se den complicaciones cardiovasculares importantes asociadas al coronavirus en personas con síntomas graves debido a la respuesta inflamatoria elevada relacionada con la enfermedad. Por ello, los autores de la investigación instan a que los pacientes de riesgo consulten a su médico para recibir la vacuna contra la neumonía, pues aunque estas vacunas no protegen contra el COVID-19, podrían ayudar a prevenir que otras infecciones ocurran a la vez que el coronavirus.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD