Los CDC amplían los factores que aumentan el riesgo de COVID-19 grave

Los CDC estadounidenses actualizan su informe sobre las características y enfermedades que aumentan las probabilidades de COVID-19 grave. La edad, la obesidad, la inmunosupresión o el embarazo, entre otros, pueden aumentar este riesgo.
Escrito por: Eva Salabert

26/06/2020

Expertos de los CDC

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos han actualizado y ampliado la lista de características o patologías preexistentes que hacen que una persona se encuentre en mayor riesgo de padecer una forma grave de COVID-19 en caso de infección por coronavirus.

Para llevar a cabo la revisión, los expertos de los CDC se han basado en las evidencias científicas disponibles hasta la fecha. Los adultos mayores y las personas con problemas de salud continúan teniendo un riesgo incrementado de desarrollar una forma severa de la enfermedad por coronavirus, pero ahora se han definido mejor estos factores asociados al envejecimiento y a las condiciones de salud.

No solo los mayores de 65 años tienen más probabilidades de COVID-19 grave, sino que el riesgo aumenta progresivamente a medida que se cumplen años

Robert Redfield, director de los CDC ha declarado que saber quiénes son los que más probabilidades tienen de sufrir síntomas graves si se contagian con el SARS-CoV-2 ayuda a las personas a tomar las mejores decisiones para sí mismas, sus familias y la comunidad en la que viven, y que aunque todos estamos en riesgo de contraer COVID-19, es necesario tener en cuenta a aquellos más susceptibles de desarrollar complicaciones graves para adoptar medidas adecuadas para proteger su salud y bienestar.

Actualización del riesgo de COVID-19 asociado a la edad

Una de las cosas que han modificado los CDC ha sido el límite de edad a partir del cual se consideraba más peligroso el contagio. Ahora, estos expertos advierten que el riesgo aumenta progresivamente a medida que se cumplen años y que no son solo los mayores de 65 años los que tienen más probabilidades de enfermedad grave.

Datos recientes, incluido un informe sobre morbilidad y mortalidad publicado la semana pasada, revelan que las personas mayores son las que tienen un mayor riesgo de COVID-19 grave. La edad es un factor de riesgo independiente para el agravamiento de la patología, pero en el caso de los adultos mayores este riesgo está también en parte relacionado con el hecho de que este grupo de la población es también el que presenta un mayor número de condiciones de salud subyacentes.

Enfermedades asociadas a un mayor riesgo de COVID-19 grave

Tras revisar los informes publicados, los estudios prepublicados y otras fuentes de datos, los CDC también han actualizado la lista de los problemas de salud que aumentan el riesgo de COVID-19 grave. Se han encontrado evidencias consistentes de que determinadas condiciones aumentan dicho riesgo, y son:

Los CDC también han aclarado la lista en la que figuran otras condiciones médicas que pueden aumentar el riesgo de enfermedad grave, incluyendo el asma, la hipertensión y problemas neurológicos como la demencia, accidentes cerebrovasculares como el ictus, y el embarazo.

Las embarazadas son significativamente más propensas a ser hospitalizadas, ingresadas en cuidados intensivos y recibir ventilación mecánica, que las mujeres no embarazadas

Un informe de los CDC publicado hoy en el que se comparan datos de mujeres embarazadas y no embarazadas con infección por SARS-CoV-2 confirmada por prueba de laboratorio indica que las gestantes son significativamente más propensas a ser hospitalizadas, ingresadas en cuidados intensivos y recibir ventilación mecánica. Sin embargo, las embarazadas no tienen un mayor riesgo de morir por COVID-19.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD