PUBLICIDAD

Bebés y niños
Pubertad precoz
El inicio de la pubertad no suele producirse hasta los 8-9 años, sin embargo, algunos niños desarrollan precozmente sus características físicas y sexuales. Conoce las complicaciones asociadas a este fenómeno.
Escrito por Dra. María Teresa Romero Rubio, Pediatra

Tratamiento de la pubertad precoz

El tratamiento de la pubertad precoz dependerá de la causa que la haya provocado, y puede ser médico o quirúrgico (en el caso de quistes o tumores). En el 90% de los casos, al ser de origen central, tiene como objetivo suprimir esa anómala activación del eje hormonal hipófisis-hipotálamo-gónadas, para detener la secreción de hormonas sexuales, y frenar el desarrollo de los caracteres sexuales secundarios y detener la maduración ósea adelantada, evitando así el acelerón de crecimiento y conservando el potencial de talla adulta. Para ello se administra un tratamiento hormonal (análogos de la gonadotropina) en forma de inyecciones intramusculares cada 25-28 días. 

Es necesario mantener el tratamiento hasta que se considere que la edad ósea, la edad cronológica, la madurez psicológica y el pronóstico de talla final son los apropiados para reinstaurar la pubertad. 

En cuanto al tratamiento psicológico de la pubertad precoz, no siempre es necesario, pero hay que evaluar cada caso en particular. Si se observan cambios en el comportamiento del niño y bajo rendimiento escolar, sí sería oportuno establecer al menos una visita por un psicólogo que determinaría si hay que asociar o no tratamiento psicológico.

Igualmente, los niños que sufren este problema se sienten a menudo avergonzados por las diferencias físicas o incluso de voz respecto a sus compañeros de clase, por eso, si ves que su autoestima ha descendido, te recomendamos echarle un vistazo a nuestro artículo sobre técnicas para mejorar la autoestima infantil

Actualizado: 28 de Febrero de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

x10
se ha multiplicado en 40 años el número de niños y adolescentes obesos en el mundo
'Fuente: 'Imperial College London y la Organización Mundial de la Salud (OMS)''

PUBLICIDAD