PUBLICIDAD

Las nueces son el fruto seco que más alergias provoca en los niños

Las nueces provocan más casos de alergia en los menores españoles que cualquier otro fruto seco. Además, estos son los alimentos que más anafilaxias causan en los niños mayores de dos años.
Escrito por: Natalia Castejón

17/05/2018

Niño cogiendo con las manos nueces

Las nueces son el alimento que más anafilaxias causan en los niños mayores de dos años.

Los frutos secos son el tipo de alimento que más alergias alimentarias causan a los niños mayores de dos años, y concretamente, las nueces son la variedad que más reacciones severas provocan en los pequeños. Esta información ha sido expuesta el pasado fin de semana en la 42º edición del Congreso de la Sociedad Española de Inmunología Clínica, Alergología y Asma Pediátrica (SEICAP).

El Estudio Pronuts, del que se ha obtenido toda esta información, se ha centrado en analizar el consumo y las alergias de una muestra de niños procedentes de Suiza, Reino Unido y España. Para ello se han realizado pruebas de provocación o prick test en estos menores, para conocer su reactividad en la piel y en la sangre.

En Reino Unido los cacahuetes son los frutos secos que más alergias provocan en los niños, mientras que en Suiza son los pistachos

Los resultados preliminares que han obtenido difieren en los tres países, en España las semillas que provoca más casos de anafilaxia en los mayores de dos años son las nueces, mientras que en Reino Unido son los cacahuetes y en Suiza los pistachos. Esto –aunque no se ha estudiado en la investigación– podría deberse a que los factores culturales, genéticos y de consumo pueden influir en las alergias, al igual que es determinante la edad a la que se introducen en la dieta, explican los autores.

La alergia infantil a los frutos secos está en aumento

Sin embargo, en todos coinciden en que las nueces son el alimento que más anafilaxias causan en los niños mayores de dos años, pues en los que son más pequeños se han registrado más reacción frente a los huevos y a la leche. La alergia a los frutos secos ha surgido con mucha fuerza desde finales del siglo XX, y en Estados Unidos la frecuencia de anafilaxia por frutos secos, excepto los cacahuetes, ha crecido un 373% del año 2005 al 2014, según el Dr. Ángel Manzón, miembro de la SEICAP.

El Dr. Manzón ha reiterado que si un niño es diagnosticado con alergia a algún tipo de fruto seco es mejor que no coma ninguno de ellos, aunque sean diferentes, pues de esta manera se podrán evitar las reacciones por contaminación cruzada o por errores involuntarios que pueden poner en riesgo la salud de los más pequeños.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD