PUBLICIDAD

Belleza y bienestar
Quinto contenedor, reciclaje de materia orgánica
Verde, amarillo, azul, rojo… a los colores del reciclaje que conocías debes sumar el contenedor marrón. Te explicamos qué residuos debes meter en su interior para reducir la contaminación y cuidar el medioambiente.
Escrito por Natalia Castejón, Periodista

Cómo se usa el quinto contenedor

Contenedor marrón con materia orgánica

Algunos contenedores marrones se abren con llave o con tarjeta inteligente.

El uso del quinto contenedor o contenedor marrón depende de la normativa de las entidades locales en las que se encuentre situado. A día de hoy este tipo de reciclaje está activo en localidades como Barcelona, Pamplona, Guipúzcoa, Pontevedra y varios barrios de Madrid, entre los que se encuentran Tetuán, Arganzuela, Chamberí, Puente de Vallecas y muchos más, además, el uso de este contenedor se está extendiendo por casi todas las zonas de España.

Para hacer un buen uso de este sistema de separación de residuos, algunos de los ayuntamientos de las zonas donde se han implantado ponen a la disposición de vecinos y locales que lo deseen una pequeña formación sobre cómo se usa este contenedor. De esta manera, el sistema de reciclaje de materia orgánica es más eficaz y se puede tratar de una manera más rápida en las plantas habilitadas para esta tarea.

Además de aportar conocimientos, en estos cursos se obtiene una tarjeta inteligente o una llave –dependiendo de la regulación vigente– que permite abrir el cubo de basura para introducir los desechos orgánicos. También se proporcionan a los vecinos bolsas de compostaje para que acumulen los residuos que en un futuro depositarán en el contenedor marrón, ya que es así como se debe hacer para evitar el uso de plásticos, que no se biodegradan en el proceso de compostaje de la materia orgánica.

La frecuencia de recogida también depende de la zona, por lo que tendrás que consultar a tu ayuntamiento. Según nos aclara el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente de España, los periodos más comunes de vaciado de estos contenedores marrones son entre tres y siete veces a la semana, si se trata de los cubos que están en la calle, y de entre tres y cuatro veces a la semana en el caso de la recogida puerta a puerta.

Actualizado: 2 de Noviembre de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD