Los primeros recuerdos podrían comenzar a los dos años y medio de edad

Las personas podrían tener sus primeros recuerdos a partir de los dos años y medio de edad, mucho antes de lo que se pensaba, pues se tiende a fechar mal los primeros acontecimientos de los que se tiene memoria, según un estudio.
Escrito por: Natalia Castejón

14/06/2021

Primeros recuerdos: a los 2 años y medio

Seguro que si piensas puedes encontrar el primer recuerdo de tu infancia, ¿a qué edad crees que fue? Un estudio ha llegado a la conclusión de que estos primeros acontecimientos podrían empezar a almacenarse en la memoria a partir de los dos años y medio de edad, antes de lo que se pensaba en otros estudios previos.

El estudio, que ha sido realizado por Carole Peterson, investigadora del Departamento de Psicología de la Facultad de Ciencias de Newfoundland and Labrador’s University (Canadá), ha llegado a estos resultados después de analizar trabajos sobre la memoria durante más de 20 años, y concretamente en esta investigación se tuvo en cuenta 10 publicaciones sobre la amnesia infantil, que contaba con 992 participantes.

Recordamos mucho más de nuestra primera infancia de lo que pensamos, pero es probable que los primeros recuerdos estén mal fechados

Los resultados, que se han publicado en la revista Memory, ha indicado que los recuerdos podrían empezar a almacenarse en la memoria a partir de los dos años y medio, y no a los tres años y medio como se pensaba. La investigadora ha encontrado evidencia de que la gente recuerda muchas cosas a los dos años, pero que en realidad no se dan cuenta de ello.

“Eso es por dos razones. Primero, es muy fácil hacer que las personas recuerden recuerdos anteriores simplemente preguntándoles cuál es su primer recuerdo y luego pidiéndoles algunos más. Luego, comienzan a recordar recuerdos incluso anteriores, a veces hasta un máximo de año antes”, explica Carole.

Errores en la datación de la memoria

En segundo lugar la investigadora indica que los recuerdos que tenemos podrían estar mal fechados, pensando que se han producido más tarde de lo que realmente es. Tanto es así que en el estudio se recoge que si una persona dice que su primer recuerdo ocurrió cuando tenía tres años, es probable que los padres digan que en realidad sucedió cuando tenían dos años.

“Cuanto más remoto es un recuerdo, el efecto telescópico hace que uno lo vea más cercano”

Todo esto podría deberse a errores en la datación de la memoria, llamado telescopia. “Cuanto más remoto es un recuerdo, el efecto telescópico hace que uno lo vea más cercano. Resulta que adelantan su primer recuerdo un año hasta aproximadamente los tres años y medio de edad. Pero descubrimos que cuando el niño o el adulto está recordando eventos a partir de los cuatro años, esto no sucede”.

Recordamos mucho más de nuestra primera infancia de lo que pensamos, por eso la investigadora cree que se necesitan hacer más trabajos que analicen la amnesia infantil con fechas externas confirmadas o documentadas de forma independiente, para poder comparar las fechas que dan las personas estudiadas. Con esto se evitarían los errores de telescopio y errores de citas por parte de los progenitores.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD