PUBLICIDAD

Diseñan un cojín para el parto que ayuda al bebé a ponerse boca abajo

Una matrona ha diseñado un cojín que usado durante la fase de dilatación del parto ayuda a que el bebé se coloque boca abajo cuando viene de nalgas, y evita así la necesidad de realizar una cesárea por este motivo.
Escrito por: Caridad Ruiz

11/12/2018

Cojín para el parto

Cojín postural diseñado por una matrona del Hospital Vall d’Hebron de Barcelona.

Una matrona del Hospital Vall d’Hebron de Barcelona, Vanessa Bueno, ha diseñado un cojín postural llamado Easysims, que en la fase de dilatación del parto facilita que el bebé, cuando viene de nalgas, se ponga boca abajo. Para probar la efectividad de este cojín se realizó un ensayo, que se ha publicado en la revista Birth.

El cojín está diseñado para que la gestante, tumbada de lado, se lo coloque entre las piernas, y eleve una de las piernas con la rodilla girada al interior. De esta forma, se abre el diámetro de la pelvis, lo que permite que el feto tenga más espacio para poder rotar y colocar su cabeza hacia abajo, y así facilitar que el parto sea vaginal, y no por cesárea.

Para el diseño de este cojín, la matrona se basó en un ensayo clínico que realizó sobre las posturas maternas que facilitaran la rotación fetal durante el parto cuando el futuro bebé no se encuentra en la posición adecuada. Según su investigación la mejor era la postura de Sims modificada: la mujer tumbada de lado, con la pierna superior paralela a la de abajo y la rodilla rotada hacia el interior, ya que lograba reducir hasta un 16% el número de cesáreas.

El uso del cojín, que redujo un 16% el número de cesáreas, también favorece el descanso de la mujer en la última fase de la gestación

En este estudio se utilizaron las perneras de la camilla para elevar la pierna de la gestante, y en él participaron 120 mujeres cuyos bebés venían de nalgas en el momento del parto. Durante la dilatación, con 60 de ellas se utilizó la postura Sims, y el resto se podía colocar en la postura que le resultara más cómoda.

Prevenir el parto podálico para reducir el número de cesáreas

En el 50,8% de las madres que adoptaron la posición de Sims, el bebé rotó, mientras que solo lo hizo el 21,7% de los hijos cuyas madres tuvieron libertad a la hora de elegir cómo colocarse. Además, el 84,7% de los partos de las mujeres que adoptaron la postura Sims fue vaginal, en comparación al 68,3% de las madres que permanecieron en otra posición durante la dilatación.

Entre las semanas 28 y 32 de gestación, los fetos se dan la vuelta y se colocan cabeza abajo preparándose para nacer. Pero entre un 3% y un 4% de ellos no llega a dar este giro para el parto; es lo que se llama comúnmente “venir de nalgas” o parto de presentación podálica. Aunque en algunos casos se intenta el parto vaginal, lo más habitual es que se realice una cesárea para evitar complicaciones.

Easysims, además de poder usarse para corregir la posición fetal y favorecer que el parto sea vaginal, ayuda a que la mujer descanse al final del embarazo, ya que la postura que se recomienda es dormir sobre el lado izquierdo. De esta forma, al no presionar sobre la vena cava, que se encuentra en el lado derecho, se mejora la oxigenación del feto y se reducen las bajadas de tensión. Además, se previenen dolores lumbares.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD