PUBLICIDAD

Belleza y bienestar
Masaje sueco
Estrés, dolor de espalda, mala circulación… todos estos males tan comunes hoy en día se pueden remediar con buen masaje sueco, la versión más clásica y efectiva de masaje terapéutico.
Escrito por Alhelí Quintanilla, Periodista especializada en infancia y embarazo

Qué es un masaje sueco

El masaje sueco es un tipo de masaje cuya principal finalidad es eliminar las tensiones y reafirmar músculos y articulaciones. Su efecto tonificante y relajante favorece la circulación sanguínea y linfática y la eliminación de gran número de toxinas, además también ayuda al cuerpo a reencontrar su equilibrio natural.

El masaje es quizás una de las técnicas curativas más antiguas del mundo: hunde sus raíces en las civilizaciones china, egipcia e hindú, pero, sobre todo, en la greco-romana. Inspirándose en todas ellas, el médico sueco Per Henrik Ling (1776-1839) creó un completo sistema de ejercicios físicos con el objetivo de corregir y fortalecer las deficiencias corporales conocido como ‘sistema Ling del movimiento’, que combinaba ejercicio, masaje y sauna.

Para desarrollar su técnica, Ling se inspiró en sus grandes conocimientos adquiridos en anatomía, educación física, esgrima y en su convencimiento del poder del pensamiento sobre la mente. Y para demostrar la eficacia de sus hallazgos se decidió a fundar en 1814 en Estocolmo el Royal Gymnastics Central Institute.

Aunque tuvo que pasar un siglo para que su trabajo fuera plenamente reconocido y sus técnicas empleadas, primero en Estados Unidos y, más tarde, en Europa. Hoy en día, la mayoría de las modalidades de masaje terapéutico occidental tienen su origen en el masaje sueco.

 

Actualizado: 19 de Junio de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

x3
multiplica el riesgo de morir por hipertensión fumar marihuana
'Fuente: 'European Journal of Preventive Cardiology''