PUBLICIDAD

Belleza y bienestar
Arteterapia
Mediante diferentes expresiones artísticas como la pintura, la arteterapia explora el inconsciente de la persona, permitiendo que se exprese, encuentre una solución a sus problemas, y mejore su salud mental.
Escrito por L. García, Periodista especializada en tercera edad, belleza y ejercicio

Qué es la arteterapia y para quién está indicada

Arteterapia, la creación artística como psicoterapia

La arteterapia se apoya en la pintura, la escultura, el teatro o la literatura.

¿Es posible transformar un hobby en una herramienta para encontrarse mejor? La arteterapia –que consiste en la utilización de diferentes disciplinas artísticas, como la pintura, la escultura, el teatro o la literatura, para mejorar el estado psicológico del individuo, apoyándose en la creación de diferentes obras– constituye un buen ejemplo de ello.

El paciente, con la ayuda de su psicoterapeuta, consigue explorar su inconsciente de una manera lúdica, y es capaz de exteriorizar sus posibles traumas, bloqueos o trastornos de una forma óptima, lo que permite que el tratamiento sea más acertado y eficaz.

La arteterapia es también un método cada vez más extendido para conseguir un desarrollo personal armónico y un conocimiento más amplio de uno mismo, fomentando aspectos como la creatividad, la inteligencia emocional, la concentración, la resolución instantánea de dificultades, etcétera.

Origen y objetivos de la arteterapia

La arteterapia como disciplina profesionalizada tiene su origen tras la Segunda Guerra Mundial con la vuelta a sus lugares de origen de muchos soldados y presos para los que fue necesario encontrar nuevas formas que les ayudaran a expresar lo que sentían, porque no eran capaces de verbalizar el horror sufrido. En esa situación vieron en las teorías psicoanalíticas de Sigmund Freud –que estaban en pleno apogeo– la semilla a la que regar con arte para crear la arteterapia.

La Asociación Profesional Española de Arteterapeutas asegura que “como cualquier proceso terapéutico, a través de la arteterapia se acompaña a personas que están en un estado emocional de sufrimiento, con el objetivo de encontrar herramientas para elaborar estos estados”. En estos casos está pensado para aquellas personas con alguna problemática que requiera este tipo de psicoterapia.

El objetivo que se persigue con esta terapia es conseguir una relación equilibrada entre el mundo interior de cada persona y la realidad exterior que le rodea y que le afecta, consciente o inconscientemente. Por ello, se focaliza en conseguir que voluntariamente el paciente acepte experimentarlo para que alcance un punto de abstracción que le permita pintar, esculpir, actuar… “con el alma”, y no con el cerebro.

Para quién está indicada la arteterapia

La arteterapia es beneficiosa prácticamente para cualquier persona, pero las que recurren con más frecuencia a esta disciplina son aquellas que padecen estrés postraumático o depresión. También resulta útil en casos de autismo para poder visualizar el mundo interior del paciente; en los individuos con demencia senil o alzhéimer, para trabajar y externalizar cosas olvidadas en la parte consciente del cerebro, pero no en el inconsciente; en personas con traumas infantiles, que hayan vivido diferentes catástrofes naturales o humanas en su entorno, o en cualquiera que sufra alguna fobia.

Chicos jóvenes en una sesión de arteterapia
El estrés postraumático, la depresión o los traumas infantiles son algunos de los problemas en los que la arteterapia puede ser de apoyo. 

Asimismo, la arteterapia está indicada en el tratamiento de jóvenes con trastornos de la conducta alimentaria como anorexia, bulimia u obesidad; en aquellos que tienen problemas con sus habilidades comunicativas y experimentan dificultades para verbalizar lo que les preocupa; o en la gente que ha sufrido algún tipo de acoso o violencia, ya sea física, psicológica, o sexual.

La arteterapia es una de las técnicas que puede recomendar un psicoterapeuta, especialmente cuando se quieren explorar soluciones diferentes para encontrar nuevas alternativas de tratamiento; pero, además, es un método que emplean cada vez más personas sin ningún tipo de indicación terapéutica, que buscan sacar a la luz el inconsciente y utilizarlo para el autoconocimiento y el crecimiento personal.

Actualizado: 10 de Abril de 2018

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD