PUBLICIDAD

Noticias Bebés y niños

Dos años, la edad ideal para empezar la guardería

Especialistas en pediatría han recomendado que los niños comiencen a ir a la guardería a partir de los dos años, porque a esta edad les resulta más fácil adaptarse al centro y han desarrollado mayor tolerancia a los virus.
Niños juegan en la guardería supervisados por una profesional

Niños durante sus primeros días en la guardería.

14 de Junio de 2013

Según los especialistas reunidos la pasada semana en el 62 Congreso Nacional de la Asociación Española de Pediatría (AEP), que se ha celebrado en Sevilla, lo ideal sería que los niños comenzasen a ir a la guardería cuando cumplieran dos años, porque a partir de esta edad no solo les resulta más fácil adaptarse al centro, sino que tienen mayor tolerancia a los virus porque su sistema inmune está más desarrollado.

Y es que en las guarderías se generan continuamente focos de infección y los expertos de la AEP afirman que según datos procedentes de diversos estudios los niños que asisten a estos centros padecen más enfermedades que los que permanecen en casa, así, el Dr. Jordi Pou, coordinador del Comité de Seguridad y lesiones Infantiles de esta asociación, explica que se estima que un pequeño que acude a la guardería sufrirá unos diez procesos febriles al año.

A partir de los dos años al niño le resultará más fácil adaptarse a la guardería, y tendrá mayor tolerancia a los virus porque su sistema inmune está más desarrollado

De hecho, se han identificado alrededor de 200 virus –una tercera parte de los mismos rinovirus, responsables del catarro común–, que se propagan fácilmente a través de las secreciones de saliva que se expulsan al toser y que también pueden impregnar los juguetes y otros objetos que manipulan los pequeños. 

Los especialistas estiman que durante los primeros cuatro años de vida, los niños padecen alrededor de 100 infecciones de carácter vírico que fortalecen sus defensas, pero están más capacitados para combatir los virus a partir de los dos años y, como opina el Dr. Jurado, presidente del Comité Científico del Congreso de la AEP, una bronquiolitis no tiene el mismo riesgo en un bebé de dos meses que en un niño de dos años.

Los pediatras, sin embargo, confirman los beneficios que conlleva para los pequeños asistir a la guardería, ya que se ha observado que cuando acuden posteriormente a la escuela su capacidad de adaptación y socialización es mayor, y les resulta más fácil separarse de su madre y relacionarse con los otros niños.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

Tres
millones de personas en España padecen dolor neuropático
'Fuente: 'Sociedad Española de Neurología''