PUBLICIDAD

  1. Inicio
  2. Noticias
  3. Noticias de Dieta y nutrición

El consumo de fibra previene enfermedades intestinales y metabólicas

Dos nuevos estudios concluyen que una dieta rica en fibras protege la salud del colon y el equilibrio de la microbiota intestinal, y previene enfermedades como obesidad, resistencia a la insulina o síndrome metabólico.
Escrito por: Eva Salabert

02/01/2018

El consumo de fibra previene enfermedades intestinales y metabólicas

La falta de fibra en la dieta provoca que las bacterias invadan la capa de moco que protege el colon.

Los expertos afirman que la ingesta de fibra alimentaria ha disminuido significativamente en las últimas décadas en los países occidentales, y advierten de los peligros que este cambio en los hábitos alimentarios puede suponer para la salud de la población, ya que el tipo de dieta occidental, rica en grasas y azúcares y baja en fibra, se ha asociado a un mayor riesgo de desarrollar obesidad, diabetes, y enfermedades inflamatorias intestinales.

De hecho, un nuevo estudio publicado recientemente en Cell Host & Microbe, demuestra que la cantidad de fibra incluida en la dieta puede influir sobre los niveles de azúcar en la sangre, la sensibilidad a la insulina, el incremento de peso y la salud del colon. Además, en otro trabajo sobre el papel que desempeña la microbiota intestinal normal en los trastornos metabólicos realizado en la Universidad de Gotemburgo, se ha comprobado que con una dieta baja en fibra la capa de moco protectora del colon se vuelve más penetrable y permite que las bacterias invadan las células epiteliales de este órgano.

La capa de moco protectora del colon se vuelve más penetrable con una dieta baja en fibra, y las bacterias invaden las células epiteliales de este órgano

La falta de fibra perjudica la salud del colon

Para comprobar los efectos que tenía en consumo de fibra sobre la salud, los autores de ambos estudios alimentaron a un grupo de ratones con una dieta que contenía cantidades insignificantes de este nutriente. La dieta baja en fibra tuvo como resultado que los animales sufrieran un rápido aumento de peso, que sus niveles de azúcar en sangre se elevaran, y que presentaran resistencia a la insulina.

Tan solo 3-7 días después de comenzar con la dieta baja en fibra, la capa de moco protectora del colon en los ratones del estudio de Bäckhed ya se había deteriorado, lo que facilitó que las bacterias invadieran las células epiteliales del colon. En el caso del estudio de Gerwirtz disminuyó el grosor del colon de los ratones que se alimentaron con poca fibra, y las cepas de bacterias intestinales de los animales experimentaron desequilibrios no saludables.

Como ha explicado Gunnar C. Hansson, profesor en el Grupo de Biología de Mucin en la Universidad de Gotemburgo, y coautor del estudio de Bäckhed, las conclusiones de ambas investigaciones es que la falta de fibra en la dieta tiene como consecuencia que las bacterias invadan la capa de moco que protege el colon, y promuevan la inflamación de bajo grado que, a su vez favorece la aparición de síndrome metabólico.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD