La acupuntura podría aliviar el dolor lumbar y pélvico en embarazadas

El dolor lumbar o pélvico durante el embarazo podría aliviarse con acupuntura, tras demostrarse en varios estudios que puede mejorar estas molestias y el estado funcional y la calidad de vida de la embarazada sin efectos adversos para el bebé.
Escrito por: Eva Salabert

23/11/2022

Mujer embarazada en terapia de acupuntura

Nueve de cada 10 mujeres sufren dolor lumbar durante el embarazo y también es muy frecuente el dolor pélvico, y las embarazadas no pueden tomar medicamentos para aliviar estas molestias porque podrían perjudicar al feto. Por ello, además de ser fundamental una buena higiene postural durante la gestación para prevenir afecciones como la lumbalgia, la ciática, etcétera, se están estudiando terapias alternativas que ayuden a solucionarlas. Ahora, un nuevo metaanálisis ha revelado que la acupuntura puede reducir el dolor de las embarazadas con problemas pélvicos y lumbares y mejorar su estado funcional y su calidad de vida.

PUBLICIDAD

La investigación, que se ha publicado en BMJ Open, ha evaluado los efectos de la acupuntura en 1.040 embarazadas sanas (de 17 a 30 semanas de edad gestacional, en promedio) que sufrían dolores lumbares y pélvicos y habían participado en 10 ensayos realizados en Suecia, Reino Unido, Estados Unidos, España y Brasil. Acupunturistas, fisioterapeutas y parteras administraron a estas mujeres o bien acupuntura corporal, u otras agujas de presión auricular (lóbulo de la oreja), y se registraron datos como los puntos de acupuntura que se trataron, el tiempo que se mantuvo la aguja y la dosis de intervención.

“La acupuntura mejoró significativamente el dolor, el estado funcional y la calidad de vida en mujeres con [dolor lumbar/pélvico] durante el embarazo. Además, la acupuntura no tuvo efectos adversos graves observables en los recién nacidos”, han afirmado los investigadores, que también advierten que “se necesitan más [ensayos controlados aleatorios] a gran escala y bien diseñados para confirmar aún más estos resultados”.

PUBLICIDAD

Acupuntura versus otras intervenciones en el embarazo

La acupuntura es una terapia que procede de la antigua medicina china y constituye un tratamiento potencial para diferentes tipos de dolor, sobre todo porque evita el consumo de fármacos y se considera segura, afirman los autores del estudio. Consiste en insertar agujas finas en determinadas zonas del cuerpo con fines terapéuticos o preventivos y, aunque no se comprende bien cómo podría aliviar el dolor, se cree que induce la liberación de sustancias químicas presentes de forma natural en el organismo –endorfinas– y aumenta el flujo sanguíneo a la piel y los músculos locales.

Los resultados de nueve estudios sugirieron que la acupuntura alivió significativamente el dolor durante el embarazo

Los investigadores analizaron bases de datos de investigación para encontrar ensayos clínicos relevantes en los que se hubiera comparado el alivio del dolor proporcionado a las embarazadas que recibieron acupuntura sola o en combinación con otras terapias, con otros tratamientos, sin tratamientos, o con tratamientos simulados, así como los posibles efectos en sus bebés recién nacidos.

PUBLICIDAD

En siete de los 10 ensayos seleccionados se colocaron agujas en puntos que por lo general se consideran contraindicados en el embarazo ('puntos prohibidos'). Los resultados de nueve estudios sugirieron que la acupuntura alivió significativamente el dolor durante la gestación. Cuatro de ellos mostraron que la acupuntura mejoraba significativamente la función física, y la calidad de vida se registró en cinco estudios, cuyos hallazgos sugirieron que esta terapia también tuvo un impacto muy positivo.

Al analizar los datos de cuatro estudios los investigadores observaron una diferencia significativa en los efectos generales al comparar la acupuntura con otras intervenciones o con ninguna intervención. Sin embargo, el análisis de datos agrupados de dos estudios en los que se detallaba el uso de medicamentos para aliviar el dolor no encontró diferencias en su consumo entre las que recibieron acupuntura y las que no recibieron nada.

PUBLICIDAD

El análisis de datos agrupados ajustados también sugirió que la acupuntura es segura, y en cuatro estudios que tuvieron en el test de Apgar en recién nacidos no se observaron diferencias significativas en las puntuaciones de salud de los bebés al comparar la acupuntura con otras intervenciones, o con ninguna.

Siete estudios informaron sobre efectos secundarios menores esperados en las gestantes, como dolor, dolor y sangrado en el lugar de la aguja, y somnolencia, pero las participantes mostraron una opinión favorable hacia la acupuntura y la mayoría estaban dispuestas a repetir las sesiones en caso necesario.

Los investigadores reconocen algunas limitaciones de la investigación, como que incluyó pocos estudios y de calidad variable, pero opinan que se deben continuar estudiando las posibilidades que brinda esta terapia para aliviar el dolor durante el embarazo, ya que es mejor que las embarazadas eviten tomar medicamentos por sus posibles efectos secundarios, tanto para ellas, como para sus hijos.

Actualizado: 23 de noviembre de 2022

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD