PUBLICIDAD

Crean una técnica que usa cáscaras de huevo para regenerar huesos

Un equipo de investigadores ha descubierto que las cáscaras de huevo podrían ser de ayuda para regenerar el hueso después de accidentes, cáncer o por lesiones derivadas del envejecimiento.
Escrito por: Natalia Castejón

10/07/2019

Cáscaras de huevo para regenerar huesos

Los procedimientos médicos de regeneración de hueso podrían volverse más sencillos gracias a un nuevo descubrimiento de un grupo de investigadores de la University of Massachusetts Lowell, que ha encontrado que las partículas cáscaras de huevo podrían ser de utilidad en los laboratorios para fomentar el crecimiento de células óseas nuevas y fuertes.

En la investigación, que se ha publicado en la revista Biomaterials Science, se ha utilizado cáscara de huevo triturada añadida a una mezcla de hidrogel, con la que han creado una base para hacer crecer el hueso en el laboratorio. Después, se extrajeron células óseas de los pacientes y se introdujo la mezcla anterior para cultivarla en una incubadora durante un tiempo, e injertarla de nuevo en los afectados.

Según los investigadores esta técnica con cáscara de huevo también podría usarse para regenerar cartílago, tendones y dientes

Estos injertos pueden servir para tratar las lesiones óseas debidas al cáncer, al envejecimiento, accidentes u otras enfermedades. Esta unión de las cáscaras de huevo –formadas principalmente por carbonato de calcio– con el hidrogel del laboratorio incrementa la capacidad que tienen las células óseas para endurecerse y crecer, dando lugar a una curación ósea más rápida.

Estas células aportan un bajo riesgo de rechazo

Además, tiene otra gran ventaja y es que, como el hueso generado se crea a partir de las células previamente extraídas del paciente, hay un riesgo bajo de que el sistema inmune de la persona rechace este nuevo material óseo, por lo que las tasas de éxito son mayores. Según Gulden Camci-Unal, uno de los investigadores, esta técnica también podría ser útil para ayudar a regenerar los tendones, cartílagos y dientes.

Por otro lado, millones de toneladas cáscaras de huevo se desperdician cada año por el uso doméstico y comercial, con esta nueva técnica podrían ser reutilizados, beneficiando al medioambiente, a la economía y dando una terapia alternativa más rápida a los afectados. También añaden que en un futuro estas pequeñas partículas de cáscara de huevo podrían ser usadas como un medio para entregar proteínas, factores de crecimiento, péptidos, genes y medicamentos al cuerpo.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD