PUBLICIDAD

Noticias Dieta y nutrición

Encuentran nicotina en cinco marcas de agua mineral embotellada

Un estudio realizado por la Universidad Rey Juan Carlos, que ha analizado diez marcas de agua mineral embotellada en España, ha detectado pequeñas concentraciones de nicotina en cinco de ellas.
Botellas de agua

27 de Noviembre de 2012

Un estudio realizado por investigadores de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC), que ha analizado agua mineral embotellada comercializada por diez marcas distintas –cuyos nombres no se han hecho públicos– en España, ha detectado diversas concentraciones de nicotina –entre 7 y 15 nanogramos por litro (ng/L)– en cinco de las diez marcas examinadas.

No es la primera vez que se encuentran en el agua potable sustancias que no debería contener, y según fuentes próximas a esta investigación es posible que las empresas comercializadoras del agua mineral embotellada en la que se ha detectado nicotina no sean responsables de este hecho, ya que es necesario conocer el origen de la contaminación.

La cantidad de nicotina detectada es mínima y no supone un riesgo inmediato para la salud de los consumidores, pero sería conveniente determinar el riesgo que puede suponer su ingesta a largo plazo

Aunque la cantidad de nicotina que se ha detectado es muy pequeña y no supone un riesgo inmediato para la salud de los consumidores, los autores del estudio señalan que sería conveniente determinar el riesgo que puede suponer su ingesta a largo plazo para los sectores de población más vulnerable, como bebés o mujeres embarazadas, sobre todo teniendo en cuenta que el consumo de agua mineral embotellada se ha incrementado significativamente en España en las últimas décadas.

España es el cuarto país de la Unión Europea en producción de agua mineral, y los investigadores advierten que existe el riesgo de que la contaminación de fuentes superficiales llegue a afectar a los acuíferos, un recurso natural imprescindible para el suministro de agua potable, debido a las previsiones que apuntan a una disminución de las precipitaciones en la península ibérica.

En diversos estudios a nivel internacional se ha podido comprobar que la nicotina es una sustancia muy difícil de eliminar con los tratamientos de depuración que se emplean habitualmente y que normalmente tienen como objetivo reducir o eliminar otros contaminantes como los nitratos, fosfatos, ácidos, etcétera. Por ello, en Europa ya se están comenzando a introducir nuevas normas para monitorizar este tipo de sustancias, y se prevé que se implanten nuevas tecnologías capaces de suprimirlas.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD