Barranquismo para principiantes
El barranquismo aúna el senderismo, la escalada y el rápel y, aunque puede ser peligroso, también hay opciones más accesibles para principiantes. Descubre todo lo que necesitas saber para practicar este deporte con seguridad.

Material necesario para hacer barraquismo

Actualizado: 28 de febrero de 2020

Para hacer barranquismo se necesitan algunos elementos, la mayoría relacionados con el mantenimiento de tu seguridad. Si eres principiante en el descenso de barrancos y vas a contratar a alguna empresa especializada puedes estar tranquilo, porque ellos te dotarán de todo lo necesario para que disfrutes de la actividad, y solo tendrás que llevar ropa cómoda, bañador y calzado que se pueda mojar y, por supuesto, un recambio de vestuario seco.

En cualquier caso, estos son los materiales que necesitarás para practicar barranquismo:

  • Neopreno

    Neopreno

    Se utiliza para poder entrar en las zonas con agua –que suele estar bastante fría–, mantener una buena temperatura corporal y proteger el cuerpo de pequeños golpes y arañazos. Suele ser de cuerpo completo o de dos piezas y se completa con unos escarpines. Su grosor debe ser de unos 5 mm y biforrado, en el caso del neopreno de los pies puede ser de 3 mm y puede tener reforzada la zona de las rodillas para evitar daños.

  • Calzado

    Calzado

    Durante la actividad hay que andar por terrenos complicados y bajar por rocas y precipicios por lo que un buen calzado es imprescindible. Las características que debe tener es una suela adherente para reducir los resbalones, y flexibilidad y sujeción en el tobillo, lo que reduce el riesgo de esguinces y torceduras. La mejor opción son las botas de barrancos, pero si eres principiante puede utilizar unas botas tipo trekking.

  • Casco

    Casco

    Es muy importante esta medida de seguridad, pues en los barrancos pueden caer algunas piedras de pequeño tamaño movidas por el aire, por animales, o por los propios compañeros, y al tener que bajar por cascadas de agua puede reducir el frío y la presión del agua en la cabeza. Además, este líquido es muy resbaladizo y el caudal puede hacer que se pierda el equilibrio, por lo que es crucial protegerse con este complemento y llevarlo bien ajustado.

  • Arnés

    Arnés

    Este elemento de seguridad es el que te permitirá descender haciendo rápel; debe estar en buen estado y ajustado al cuerpo en todo momento. Sus cualidades dependerán de dónde se vaya a realizar la actividad. Los expertos aconsejan utilizar un punto de anclaje alto, para evitar que el peso de la mochila o el agua de una cascada puedan desequilibrarnos, que sea de materiales resistentes y no absorbentes para que duren bastante y no se rompan, y que tengan anillas portamateriales a los lados.

  • Guantes

    Guantes

    Son imprescindibles, incluso durante el buen tiempo, pues además de protegerte del frío, de cortes y rasguños, también te evitan quemaduras en las manos causadas por el descensor o la cuerda, que pueden aumentar de temperatura por la fricción. Puedes utilizar unos de piel en las zonas secas, unos de neopreno para aguas muy frías, o de goma o PVC para hacer descensos acuáticos.

  • Descensor 8

    Descensor ocho

    Este elemento está compuesto por dos círculos, uno más grande que otro, que se encuentran unidos, en forma de número ocho. Gracias a él se hace más progresiva la bajada, pues la persona tiene el control de la cuerda que va soltando; además, resulta muy seguro y con mínimos errores en su uso. Entre sus inconvenientes destacan que se pueden bloquear de manera involuntaria, se pueden calentar demasiado por la fricción, o se pueden perder con facilidad.

  • Cuerdas

    Cuerdas

    Las cuerdas son necesarias para poder descender por los barrancos, y se elegirá su longitud en función de las características de la actividad. Se recomienda que las cintas elegidas sean resistentes, duraderas y flexibles, y de un grosor superior a 9 mm de diámetro. Lleva alguna más por si acaso se deteriora o se pierde.

  • Cuerdas de anclaje

    Cabos de anclaje

    Consta de una cuerda y dos mosquetones; un cabo se coloca más largo y otro más corto. Recuerda que siempre debe quedar un mosquetón a mano para asegurarlo. Se utiliza como un elemento de seguridad, pues en caso de que se rompiese la zona en la que se sujeta el arnés, este actuaría como método de agarre, evitando la caída.

  • Mosquetones

    Mosquetones

    Son una de las herramientas más usadas en la escalada y en el barranquismo. Se deben elegir piezas homologadas y que tengan una buena resistencia de carga; el número necesario en un equipo básico es de mínimo tres o cuatro unidades. Es importante saber que hay varios tipos de mosquetón: uno de seguro automático, los que se abren y cierran empujándolo, y los de rosca, que tienen una pieza que da vueltas y asegura el cierre. Los primeros son más complicados a la hora de maniobrar con guantes o con las manos mojadas, y los segundos habrá que tener cuidado de no ajustarlos demasiado.

  • Mochila

    Mochila

    En ella podrás llevar tus pertenencias y cualquier herramienta extra que necesites. Lo mejor es que optes por una que esté agujereada, para que pueda entrar y salir el agua sin problema. También que esté confeccionada en un material poco absorbente y resistente a desgarrones. En cuanto al tamaño, lo mejor es que sea adecuado a la altura y peso de la persona, para evitar que pueda desequilibrarla.

  • Bidón estanco

    Bidón estanco

    Es un recipiente de plástico que se cierra completamente con una tapa y evita que entre cualquier líquido al interior. Se usa mucho en deportes náuticos, en espeleología y barranquismo, para llevar los enseres frágiles y que no se pueden mojar, como la cartera o el teléfono móvil, además de aumentar la flotabilidad de la mochila. El más usado suele ser el de 6 litros de capacidad.

  • Bolsa seca

    Bolsa seca

    Puede ser útil a la hora de transportar comida, ropa seca de cambio y elementos que no son frágiles y que no se pueden mojar. Las que más se utilizan para barranquismo son las que tienen 16 litros de capacidad.

  • Navaja

    Navaja

    Es importante llevar una encima por si es necesario cortar alguna cuerda, por ejemplo. Asegúrate de tenerla a mano.

  • Botiquín

    Botiquín

    Resulta conveniente añadir a la mochila un pequeño botiquín de primeros auxilios por si ocurre algún pequeño accidente. En él puede haber vendas, tiritas, tijeras, gasas, guantes, antiinflamatorios o analgésicos, por ejemplo.

  • Brújula

    Otros materiales

    No hay que olvidar otros elementos que puede ser conveniente llevar, como una brújula, un frontal, un silbato, un mechero o encendedor, algo de comida –por ejemplo barritas de cereales–, una linterna, un mapa del sitio, o crema solar.

Creado: 28 de febrero de 2020

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD