PUBLICIDAD

Ejercicio y deporte
Snowboard
Surfear lejos de las olas es posible si te decides por el snowboard, el deporte de moda en las estaciones de esquí. Conoce sus diferentes modalidades, sus beneficios, y el material necesario para su práctica.
Escrito por Laura Saiz, Periodista especializada en deporte, belleza y bienestar

Snowboard, qué es y orígenes

Qué es el snowboard

El snowboard es un deporte lleno de espectacularidad.

¿Te gusta el surf pero tienes muy lejos el mar y muy cerca alguna estación de esquí? ¿El surf y la nieve son dos de tus aficiones? Entonces, ¡el snowboard es tu deporte! Con él podrás disfrutar de la estética del surf mientras te deslizas por la nieve, y es más fácil de practicar porque tienes fijaciones en los pies que consiguen que no te caigas de la tabla.  

Sin duda alguna, es uno de los deportes de invierno de moda. Es en el que más se ha incrementado el número de practicantes en los últimos años, y ya no resulta nada raro encontrarse con multitud de snowboarders bajando por las pistas. Su espectacularidad ha conseguido que se convierta en algo habitual dentro del mundo de la nieve.

Orígenes del snowboard

Aunque los primeros pasos del snowboard se dieron a principios del siglo XX, empezó a coger fuerza en la década de los 60, cuando el ingeniero Sherman Poppen creó una tabla sin fijaciones para su hija. Poco a poco se fueron perfeccionando las tablas y el resto del equipo, y las imágenes en las que aparecían personas practicando este deporte se volvieron habituales en las revistas especializadas y en las películas. Así se generó una fascinación por el snowboard entre los aficionados a la nieve, especialmente los jóvenes.

En Estados Unidos se crearon las primeras grandes competiciones de snowboard a principios de la década de los 80: un campeonato del mundo y un circuito de Copa del Mundo. Aun así, la Federación Internacional de Esquí no lo reconoció hasta 1994; tras eso y gracias a su enorme popularidad consiguió un hito histórico: ser nombrado casi automáticamente deporte olímpico y estrenarse en los Juegos Olímpicos de invierno de Nagano 1998, sólo cuatro años después de haber sido reconocido oficialmente.

Actualizado: 15 de Enero de 2016

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD