PUBLICIDAD

Mente y emociones
Masturbación en las mujeres
Las mujeres también se masturban, aunque a ellas les suele afectar más que a los hombres el tabú sexual que pesa sobre esta práctica. Te desvelamos si es saludable y otras claves de la masturbación femenina.
Escrito por Georgina Burgos, Sexóloga, psicóloga y escritora

Falsos mitos sobre la masturbación femenina

Falsos mitos sobre la masturbación femenina

Es falso que la masturbación femenina indique que la relación de pareja no funciona.

Es posible que alguno de estos falsos mitos sobre la masturbación femenina que citamos a continuación haya influido de algún modo en tu vida sexual:

  • Cuando una mujer se masturba es debido a que su pareja no la satisface.
  • Si una mujer tiene pareja, es anormal que se masturbe, algo raro pasa en la relación.
  • Las mujeres que se masturban son demasiado sexuales, o unas ninfómanas, y por eso no son de fiar.
  • Si tu mujer se masturba, seguramente acabará siéndote infiel porque es un signo de la insatisfacción sexual que siente contigo. Ponte las pilas.
  • Las mujeres que se masturban pierden su deseo por la pareja.

Todas estas creencias no tienen un fundamento científico y, en general, surgen del miedo a perder a nuestra pareja y del temor a no satisfacer sus necesidades de forma adecuada. La realidad es que la masturbación en sí misma es inocua para la relación, pero estos miedos y creencias sí que pueden resultar perjudiciales, ya que nos hacen actuar de formas poco adaptativas, con recelo y desconfianza, y merman nuestra creatividad y nos bloquean.

Por consiguiente, estas actitudes y comportamientos pueden tener consecuencias negativas para la buena marcha de la relación, y contribuyen a perpetuar esos mitos poco realistas sobre el significado de la masturbación de las mujeres.

Reflexiones sobre la masturbación (y para confiar en una misma)

Para finalizar te proponemos unas preguntas muy personales que te servirán de introspección y te ayudarán a conocer mejor lo que esperas y deseas de tu vida sexual:

  • ¿Por qué me masturbo?
  • ¿Qué sentimientos me provoca esta práctica sexual?, ¿y si lo hace mi pareja?
  • ¿Me gustaría cambiar algo; el ritmo, el entorno, el modo de hacerlo…?
  • Qué ventajas y desventajas tiene, y puede tener, esta práctica sexual para ti y tu sexualidad.

Actualizado: 7 de Agosto de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD