PUBLICIDAD

Alergia al semen, síntomas y soluciones

La hipersensibilidad al semen es una alergia a una proteína presente en el líquido seminal que se suele manifestar con picores y quemazón vaginal, y puede causar síntomas graves, e incluso una reacción de anafilaxia.
Alergia al semen, síntomas y soluciones

La alergia al semen podría afectar hasta al 12% de las mujeres entre 20 y 30 años, según un estudio. 

La hipersensibilidad al semen es una alergia considerada poco común, sin embargo, puede estar infradiagnosticada porque sus síntomas habituales –prurito, enrojecimiento, ardor en la vagina– se pueden confundir con los de algunas infecciones de transmisión sexual, o con dermatitis originadas por sustancias, como espermicidas, o productos de higiene íntima como jabones o desodorantes. De hecho, un estudio realizado en la Manchester Metropolitan University, en Reino Unido, reveló que hasta el 12% de las mujeres de entre 20 y 30 años podrían estar afectadas por este problema.

La alergia al semen –que describió por primera vez el ginecólogo holandés Specken en 1958– consiste en una reacción anormal frente a la proteína del plasma seminal humano, que se denomina PSA, que provoca que la mujer sufra una serie de molestos síntomas tras mantener una relación sexual en la que su pareja eyacule en su vagina, algo que no le sucede si utilizan un preservativo o interrumpen el coito antes de la eyaculación.

La alergia al semen podría estar infradiagnosticada porque sus síntomas se pueden confundir con los de ciertas infecciones de transmisión sexual, o con dermatitis originadas por productos de uso íntimo

Las manifestaciones clínicas de la alergia al semen se suelen producir de forma inmediata o aparecer al cabo de unos minutos –normalmente entre 5 y 15 minutos después del contacto–, y aunque el picor, la sensación de quemazón vaginal, el eczema y el edema, son los síntomas más comunes, este trastorno inmunológico puede causar también vómitos, hipotensión, diarrea, sibilancias y dificultad para respirar, e incluso desencadenar una reacción de anafilaxia que ponga en riesgo la vida de la afectada.

Prevención y tratamiento de la alergia al semen

Como ocurre con otro tipo de alergias, para prevenir la alergia al semen es necesario evitar el contacto con el alérgeno, en este caso utilizando preservativo cuando se mantengan relaciones sexuales. Sin embargo, si la mujer desea quedarse embarazada, es necesario buscar alternativas.

Se pueden administrar a la mujer antihistamínicos, e incluso inducir la tolerancia exponiendo a la paciente a pequeñas dosis del alérgeno con regularidad, con el objetivo de que vaya disminuyendo la hipersensibilidad de su organismo a la proteína que provoca la reacción alérgica.

Cuando se trata de alergias graves la opción más aconsejable para conseguir un embarazo sin correr riesgos puede ser recurrir a técnicas de reproducción asistida y, en concreto, a una inseminación artificial separando previamente el esperma del líquido seminal responsable de la reacción alérgica, lo que se conoce como espermatozoides lavados.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD