El sexo del feto determina la respuesta de las embarazadas al COVID-19

Descubren que el sexo de los fetos es clave en la producción de anticuerpos contra el COVID-19 en la embarazada y también puede afectar a la cantidad que se transmite a la descendencia, siendo menor en el caso de los varones.
Escrito por: Natalia Castejón

21/10/2021

Sexo del feto influye en respuesta COVID

La respuesta inmunitaria de las mujeres embarazadas frente al COVID-19 es diferente en función del sexo del feto que se está desarrollando en su útero. Así lo ha revelado un estudio realizado por miembros de dos hospitales, el Massachusetts General y el Brigham and Women's (EE.UU.), en el que se ha determinado que el sexo del bebé es clave a la hora de combatir el SARS-CoV-2.

Las embarazadas con COVID-19 producían niveles más bajos de anticuerpos en el caso de esperar un niño, que en el caso de que el feto fuera una niña

Concretamente, en el estudio publicado en la revista Science Translational Medicine se ha encontrado que las embarazadas que esperan un niño tienen niveles más bajos de anticuerpos contra el COVID-19 y transmiten menos inmunidad a los fetos mediante la placenta, en comparación con las gestantes de bebés femeninas.

La investigación se ha realizado gracias a muestras de sangre y placenta de 68 mujeres embarazadas, de las cuales 38 tuvieron COVID-19 en el tercer trimestre del embarazo y el resto no se infectaron con el coronavirus. El porcentaje en cuanto al sexo de los bebés fue la mitad niños y la mitad niñas.

Los varones son más vulnerables al COVID-19 en la infancia

Los resultados indicaron que las placentas de las gestantes de niños tenían una expresión de los genes estimulados por interferón (ISG) mucho más elevada que en el caso de las niñas, y esto podría indicar que los varones estarían menos protegidos contra la enfermedad que las féminas. Además, se observó un aumento de la expresión de ISG y la producción de células inmunes (citocinas) posterior, lo que también puede ocurrir en un útero inflamado, y está relacionado con más riesgo de enfermedad metabólica o neuronal en el futuro.

Otro de los hallazgos importantes fue que las futuras madres infectadas con SARS-CoV-2 producían niveles más bajos de anticuerpos en el caso de esperar un niño, que en el caso de ser una niña; esto interfiere en los niveles de trasmisión de este tipo de protección al feto. Por tanto, los varones pueden ser más vulnerables al COVID-19 durante la infancia.

“El sexo del feto influyó tanto en la capacidad de la madre para generar anticuerpos contra el coronavirus, como en la de transferirlos a su bebé”

“El sexo del feto influyó tanto en la capacidad de la madre para generar anticuerpos contra el coronavirus, como en la de transferirlos a su bebé. Si bien nuestro estudio no evaluó esos riesgos específicamente, plantea la importancia de seguir a estos niños y mirar a los fetos masculinos y femeninos de manera diferente”, explica Andrea Edlow, autora principal de la investigación.

Los investigadores ahora se encuentran analizando cómo afecta la vacunación contra el COVID-19 con Pfizer y Moderna, pues pretenden conocer qué ocurre en la placenta cuando las gestantes reciben estas inyecciones en cada uno de los trimestres del embarazo, además de averiguar cómo afecta el sexo del bebé en esa respuesta.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD