PUBLICIDAD

Noticias Embarazo

Glucosa y presión arterial afectan al peso del bebé

El sobrepeso y altos niveles de glucosa durante el embarazo hacen que el bebé nazca con más peso, mientras que la presión arterial elevada influye para que el bebé tenga menos peso, según revela un nuevo estudio.
Glucosa y presión arterial afectan al peso del bebé

Conocer cuáles son las características de la embarazada que pueden influir en el peso de su hijo puede favorecer el control prenatal y que la gestación transcurra sin complicaciones.

21 de Marzo de 2016

La obesidad y el sobrepeso durante el embarazo, así como tener elevados los niveles de glucosa, contribuyen a que los bebés tengan mayor peso al nacer, mientras que tener la presión alta hace que el niño nazcan con menos peso, según una investigación que han llevado a cabo las universidades de Exeter y Bristol en Reino Unido, y cuyos resultados ha publicado la revista JAMA.

El estudio ha demostrado que el exceso de peso y niveles más altos de glucosa en la embarazada, aunque se encuentren dentro de parámetros saludables, influyen en el aumento de peso del beb

El nuevo estudio ha demostrado que el exceso de peso y niveles más altos de glucosa en la embarazada, aunque se encuentren dentro de parámetros considerados saludables, influyen en el aumento de peso del bebé, y ha revelado, además, que los lípidos presentes en la sangre de la madre, que se asocian al sobrepeso, no parecen afectar al tamaño del niño.

En la investigación se utilizaron los datos de más de 30.000 mujeres sanas y sus bebés, registrados en diversos estudios, y se analizaron variantes genéticas relacionadas con el índice de masa corporal, y los niveles de glucemia, lípidos y presión arterial de las madres junto a las mediciones de esos factores durante la gestación.

Como ha explicado Rachel Freathy, de la Escuela de Medicina de la Universidad de Exeter, nacer muy grande o muy pequeño puede conllevar riesgos para la salud de los recién nacidos, ya que el peso al nacimiento está asociado con patologías que se pueden desarrollar a largo plazo, como la diabetes tipo 2, por lo que conocer cuáles son las características de la embarazada que pueden influir en el peso de su hijo puede favorecer el control prenatal y que la gestación transcurra sin complicaciones.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD