PUBLICIDAD

Ejercicio y deporte
Factores de riesgo de lesiones deportivas
Aunque muchas se producen por accidentes esporádicos, hay que tener en cuenta que hay varios factores que predisponen a las lesiones musculares, tendinosas y óseas. Conocerlos es el primer paso para prevenirlas
Tipos de lesiones deportivas

Las lesiones musculares y de ligamentos son de las más habituales en la práctica deportiva.

Tipos de lesiones deportivas

Dentro de la gran variedad de imprevistos e infortunios que se pueden producir en la práctica de cualquier actividad física, encontramos los siguientes tipos de lesiones deportivas:

  • Las que se producen durante la práctica del deporte, son las llamadas “accidentales” o agudas:
    • Auto lesión o auto traumatismo.
    • Por contacto, bien con otro deportista, con instrumentos o útiles deportivos, o con las instalaciones.
  • Lesiones debidas al deporte: las llamadas “típicas” o crónicas.
    • Lesiones por sobrecarga, aquellas que inciden sobre el aparato locomotor con una intensidad de leve a moderada, actuando de forma repetitiva y acumulativa.
    • Lesiones musculares: dentro de ellas están las provocadas por factores externos (contusiones y heridas) y las producidas por factores internos (distensiones, desgarros, tirones o roturas musculares).
    • Lesiones en los tendones: suelen producirse bien por el uso de material o calzado inadecuado o por culpa de un terreno irregular o demasiado duro para practicar ejercicio (tendinitis) o bien como consecuencia de una contusión (tendosinovitis).
    • Lesiones de ligamentos: un mal movimiento o incluso un golpe pueden provocar un esguince, una distensión o una rotura de los ligamentos del tobillo, de la rodilla, etcétera. Hay distintos grados que marcan la gravedad de la lesión y el periodo de recuperación.
    • Lesiones de huesos: un fuerte traumatismo puede causar una fractura del hueso de mayor o menor grado (fisuras) cuyo periodo de curación suele ser más extenso que el resto de lesiones. Además de las fracturas pueden darse otros problemas en los huesos, como un crecimiento desigual, un desgaste del hueso o una periostitis o inflamación del periostio (membrana que recubre al hueso).
    • Lesiones en las articulaciones: frecuentes en los deportes de pelota (baloncesto, fútbol…), podemos hablar de traumatismos articulares, luxaciones... por lo general son dolorosas y suelen acompañarse de otros problemas, fundamentalmente derrames.

    PUBLICIDAD

    Síguenos en las redes sociales

    Síguenos en las redes sociales

    PUBLICIDAD

    PUBLICIDAD

    Entrevista con el experto

    Amaya Fitness

    Amaya Fitness, entrenadora personal. © Álvaro Hurtado.

    Amaya Fitness

    Entrenadora personal y autora de “Tu Plan EnForma”
    “La gente está obsesionada con que entrenar más es mejor, y no es así; la mejor fórmula es 80% alimentación, 15% entrenamiento, y 5% descanso”

    Salud en cifras

    53%
    de trabajadores en España practica ejercicio regularmente
    Fuente: 'Premap Seguridad y Salud'

    PUBLICIDAD