PUBLICIDAD

Aprende a decir no
Saber decir que no y establecer tus propios límites no es sencillo pero, aunque te cause ansiedad o malestar, debes aprender a hacerlo si quieres mejorar tus relaciones personales y sentirte bien contigo mismo.
Escrito por Dra. Vanesa Fernández López, Psicóloga, especialista en emociones

Consecuencias de no saber decir no

Consecuencias de no saber decir no

No saber decir que no genera baja autoestima y malestar emocional.

Es cierto que decir que sí y hacer lo que los otros desean puede suponerte beneficios a corto plazo. Las personas que no establecen sus límites suelen parecer bastante complacientes de cara a los demás, y su trato es agradable. Sin embargo, el coste para ellos es muy alto, ya que a largo plazo sufren las consecuencias de no saber decir que no, que son:

  • Sentimiento de inferioridad y baja autoestima
  • Problemas interpersonales por no dejar claro lo que realmente quieren. Esto confunde a las personas de su entorno, que desconocen sus auténticos sentimientos y deseos, y no saben bien qué es lo que deben hacer.
  • Malestar emocional: es frecuente que experimenten elevados niveles de ansiedad, tristeza e irritabilidad.
  • Sentimiento de soledad emocional: sienten que nadie les entiende.
  • Explosiones de ira: pueden “estallar” por algo que realmente no es un problema debido a la acumulación previa del malestar que no han llegado a expresar. 
  • Sentimiento de insatisfacción, puesto que piensan que nunca se hace lo que ellos quieren.
  • Autoreproches y sentimiento de culpa por no ser capaces de expresar sus deseos.
  • Los demás abusan de ellos: la gente recurre a ellos en exceso porque “les acostumbran” a saber que siempre estarán ahí.

Actualizado: 31 de Julio de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD