Alta tasa de contagios asintomáticos entre empleados de supermercados

Las personas que trabajan en tiendas de alimentación podrían tener más riesgo de contagiarse de COVID-19, hasta 5 veces más en las que están de cara al público, según un estudio en Boston. Además, 3 de cada 4 positivos eran asintomáticos.
Escrito por: Natalia Castejón

30/10/2020

Empleados del súper y riesgo de COVID-19

Los trabajadores de tiendas de alimentación tienen más riesgo de COVID-19 y, en concreto, aquellos que están de cara al cliente tienen hasta cinco veces más riesgo de contagiarse con el SARS-CoV-2 que aquellos que desempeñan otros puestos. Este ha sido el resultado de un estudio transversal que ha analizado a 104 trabajadores de una tienda de comestibles de Boston (Massachusetts, EE.UU.).

La investigación, que se ha dado a conocer en la revista Occupational & Environmental Medicine, ha realizado pruebas PCR para detectar el COVID-19 en los empleados, además de rellenar cuestionarios sobre su historial médico, estilo de vida, transporte para ir a trabajar y medidas de protección usadas en el puesto, y otros sobre su salud mental, que medía sus niveles de ansiedad y depresión.

Del 20% de los trabajadores que dieron positivo en COVID-19 el 76% eran asintomáticos, lo que supone un gran riesgo de contagio masivo a los clientes

Los resultados mostraron que el 20% de los trabajadores dio positivo en la prueba del COVID-19 y el 76% de ellos –3 de cada 4– no presentaban síntomas de la enfermedad. Una vez recopilaron esos datos, los pusieron en relación con el tipo de trabajo que desempeñaban y se observó que los que estaban en exposición directa con los clientes tenían una probabilidad 5,1 veces más alta de dar positivo en coronavirus, en comparación a los que no estaban de cara al público.

El 24% de los empleados del supermercado tenían ansiedad

En cuanto a la salud mental de estos trabajadores, los investigadores explican que 99 empleados realizaron estos cuestionarios, de los cuales 24 informaron de una ansiedad ligera (24.24%) y 8 estaban levemente deprimidos (8,08%). El 46% dijo que le era posible mantener el distanciamiento social en todo momento en el puesto de trabajo, mientras que al 76% de los que tenían ansiedad no les era posible.

Todos estos datos, según explican los autores, podrían explicar la tasa de infección asintomática, los riesgos de la exposición y la angustia psicológica que sufren los trabajadores esenciales de las tiendas de alimentación desde que comenzó la pandemia de COVID-19. Además, alertan que si este tipo de empleados se infectan pueden convertirse en una fuente de transmisión importante del SARS-CoV-2.

Por eso, recomiendan que se tomen medidas para prevenir los contagios en este tipo de establecimientos, como implementar métodos para reducir el contacto interpersonal y que se les realicen pruebas rutinarias a los empleados para detectar casos positivos asintomáticos. Además de brindar ayuda psicológica para sobrellevar la angustia generada por la pandemia de COVID-19.

Aun así, advierten de que esta investigación es de carácter observacional, por lo que no se pueden conocer las relaciones de causa-efecto, que solo se han llevado a cabo en un grupo muy reducido de una sola tienda de alimentación y cuyos métodos de conocimiento han sido cuestionarios subjetivos de los participantes. Por lo tanto, se deberán realizar más estudios al respecto.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD